Claridad en ‘casi’ todo

Los socios aprobaron la ratificación de los miembros de la Junta Gestora y les autorizaron a pedir financiación, aunque se quedaron sin saber la cantidad que se va a solicitar.

Alrededor de una treintena de socios de la Gimnástica Segoviana se presentaron en el salón de actos de la Residencia Emperador Teodosio para tomar parte en una asamblea en la que la Junta Gestora del club azulgrana dio cuenta de la actualidad de la entidad.

Pero hubo una diferencia con respecto a pasadas asambleas. El socio azulgrana apostó por hacer suya la frase de Séneca, “prefiero molestar con la verdad que complacer con adulaciones”, y hubo una buena ronda de preguntas tras un primer informe de Moisés López en los que detalló de manera pormenorizada los ingresos y los gastos del club hasta la fecha de hoy (en los que ambos capítulos están prácticamente equiparados), para después desglosar el presupuesto hasta final de temporada, que presenta un desfase de cerca de 20.000 euros, puesto que hay una serie de gastos a mayores, como los del segundo plazo de la ‘deuda histórica’ con la plantilla, o los pagos a Hacienda y Seguridad Social.

Una de las cuestiones más interesantes estribó en saber de dónde estaban saliendo determinadas cantidades que se habían abonado como indemnización a dos trabajadoras del club que fueron despedidas. Al final, la masa social de la Segoviana acabó sabiendo que hasta en tres ocasiones la cuenta del fútbol base del club había sufrido embargos, que sumaban un total de 16.825 euros, según señaló el coordinador de cantera, José Antonio Minguela. Tras un debate acerca de la conveniencia de usar ese dinero para la supervivencia de la Segoviana, el propio Moisés López zanjó el tema al afirmar que “lo primero que tiene que sobrevivir es el club. Ese dinero que se ha cogido del fútbol base, se devolverá”.

La financiación

Ratificada la Junta Gestora sin mayores problemas, “y mañana mismo (por hoy) el acta de esta asamblea se va a llevar al registro de la Junta de Castilla y León”, se pasó al espinoso punto de la financiación. Aunque en un principio no se quisieron dar demasiados datos, a preguntas de los socios se pudo saber que lo que se va a solicitar es un ‘préstamo con toma de razón’, un producto financiero eficaz para hacer líquidos los cobros pendientes de pago con la administración pública, y que se va a poner como ‘aval’ la parte del convenio bianual con el IMD que ha de abonarse en mayo de 2016.

Ahora bien. ¿De qué cantidad se está hablando? Aunque esta Redacción ya avanzó que la cifra rondaba los 15.000 euros, el presidente de la Segoviana hizo todo un regate a esta cuestión, “porque para pedirlo primero tenemos que estar legalmente constituidos como Gestora, porque tenemos que estudiar qué banco nos puede mirar con mejores ojos…”. Al final, los socios dieron un voto de confianza a la Junta, que tiene vía libre para buscar una financiación que pueda hacer un poco más saludable el día a día azulgrana hasta el final de la temporada, a la espera de que el 2016 “con un poco de suerte” señaló Moisés López, la Segoviana pueda comenzar a ver su futuro con algo más de optimismo.

FuenteJ.M. 
Compartir