Una nueva Mesa de Movilidad estudiará el tráfico en el casco histórico

Propuesta por el equipo de Gobierno, contará con representantes de todos los grupos l El concejal del área afirma que la ocupación del parking de las Oblatas es menor de la esperada

27

Segovia es una ciudad que vive del turismo y eso nadie lo pone en duda. Tener miles de visitantes es positivo para la economía local, pero mantener en buenas condiciones el casco histórico es complicado, porque entran en conflicto numerosos intereses. Entre ellos, el tráfico. La contaminación que producen los coches es perjudicial para los monumentos, pero inevitable para que el casco histórico siga habitado y sus vecinos puedan disfrutar de los mismos derechos que tienen en el resto de los barrios.

Este debate, que surge cada cierto tiempo, llegó ayer al pleno municipal centrado en la Puerta de San Cebrián. Ángel Galindo, portavoz de Izquierda Unida, elevó una moción en la que solicitaba, por una parte, “que los servicios técnicos del Ayuntamiento midan el impacto del tráfico en la entrada y salida por la Puerta de San Cebrián al casco histórico”; y por otro, “que se estudie la posibilidad de que la circulación bajo la puerta de San Cebrián sea de un único sentido, y no de dos como en la actualidad”.

El resto de los grupos se mostró de acuerdo con el primer punto de la moción, el referente al estudio del tráfico y, desde el equipo de Gobierno, incluso, se propuso la creación de una Mesa de Movilidad destinada a analizar el tráfico rodado no solo en esta zona, sino en todo el casco histórico. Ramón Muñoz Torrero, concejal de Tráfico, Transportes y Movilidad y Seguridad Ciudadana, anunció la posibilidad de crear esta mesa con representantes de todos los grupos, porque “realmente es un problema importante”, aseguró.

El edil explicó también que “la apertura del parking de las Oblatas no ha supuesto un incremento del tráfico en la zona —razón que argumentaba Galindo para pedir el estudio en la zona de la Puerta de San Cebrián—, desgraciadamente, porque la ocupación del parking es baja, cuando lo que interesa es que sea alta” para que no haya tanto tráfico rodado en el casco histórico.

En cuanto a la posibilidad de controlar el paso de vehículos en la Puerta de San Cebrián, Muñoz Torrero señaló que hay tres opciones: un corte total, dejar la circulación en un solo sentido o delimitar el paso para los residentes. Cualquiera de las tres opciones, dijo el concejal, sería perjudicial para el tráfico en los alrededores de esta zona, pues se tiene que derivar por otros puntos.