Un campus austero, digno y singular

La UVa lanzará la convocatoria de los concursos europeos de equipamiento de la biblioteca y aulas la próxima semana

1

Es una infraestructura sólida, austera, cálida, y digna más que lujosa. Así describieron ayer las instalaciones del campus María Zambrano de la Universidad de Valladolid los arquitectos José Ignacio Linazasoro y Ricardo Sánchez, autores del proyecto de obra, que junto al delegado territorial de la Junta de Castilla, Javier López-Escobar, y al vicerrector de la Universidad de Valladolid, José Vicente Álvarez Bravo, mostraron la primera fase del complejo universitario a un grupo de periodistas. Linazasoro explicó que la estructura creada responde claramente al concepto de campus integrado donde 3.000 universitarios compartirán espacios comunes, como aulario y biblioteca, huyendo del concepto de facultades independientes.

Linazasoro y Sánchez destacaron la existencia de una plaza con accesos abiertos para comunicar barrios segovianos y hacer que el campus sea un espacio permeable a la vida de la ciudad, a la vez que pretende ser el punto de encuentro de los universitarios. En la parte central de esta gran ágora, como ya informó este periódico, destacan tres baldaquinos recubiertos de madera de iroko y “suspendidos en el aire” que albergarán la biblioteca. Se trata de diseños y construcciones representativas que tienen valor emblemático para la Universidad y para el conjunto de la ciudad, pero que rehuyen la arquitectura exhibicionista para apostar por un buen acabado de la estructura y por dependencias prácticas y cómodas que pretenden dar respuesta al uso intensivo que se dará de las instalaciones universitarias, según comentaron los arquitectos que han primado la conquista de la luz natural, el cuidado de la acústica adecuada y el uso de materiales resistentes como hormigón autocompactante, acero y madera.

A través de una galería que rodea toda la plaza se distribuyen más de 50 aulas con capacidades diferentes para acoger a grupos de 30 hasta más de 100 alumnos. Estas aulas tendrán un uso flexible ya que serán ocupadas en distintos horarios por los alumnos de la Facultad de Ciencias Sociales, Jurídicas y de la Comunicación y de las escuelas universitarias de Informática y Magisterio.

Aunque los responsables de ambas instituciones evitaron hacer declaraciones relacionas con los plazos precisos de apertura de las dependencias e inicio de la segunda fase que completará el campus, López-Escobar indicó que mantienen la previsión de entregar este mes la obra a la Universidad de Valladolid, y Álvarez Bravo anunció que antes de que acabe octubre, “probablemente la próxima semana” serán publicadas en el boletín de la Unión Europea varias convocatorias para contratar el equipamiento de la biblioteca y de las aulas. La Universidad de Valladolid tiene destinada una partida de 1.158.000 euros a la dotación del inmueble ya construido.

El vicerrector Álvarez Bravo mantiene la previsión de ocupar el nuevo campus “María Zambrano” en el primer semestre de 2012 con la totalidad de alumnos que hay en los centros ahora repartidos por la ciudad. Las aulas creadas sobre el solar del Regimiento permiten ser ocupadas de forma simultánea por unas 1.500 ó 1.600 personas, por lo que con la organización de dos turnos se superaría la matrícula actual, que está en torno a los 2.800 alumnos. “Este espacio estará abierto desde las 8,30 de la mañana hasta las diez de la noche”, dijo el vicerrector.

El traslado al edificio creado en la primera fase de obras del campus no significará el abandono inmediato de las sedes actuales ya que van a seguir siendo utilizadas como despachos de profesores, laboratorios y salas para seminarios a la espera de que se construya la segunda fase. El Palacio de Mansilla será el primer inmueble del que salga la UVa y después las aulas de Mahonías, a excepción del plató y de los laboratorios. Las instalaciones de Santa Eulalia, —E.U. de Informática— se destinarán a departamentos docentes y Magisterio, además de mantener también sus laboratorios, albergará distintas actividades académicas y culturales de la UVa.