Un mayor asociacionismo reduciría las oscilaciones de precios agrícolas

UCCL analiza en una jornada la conveniencia de operar de manera conjunta con el propósito de negociar mejor las venta de los productos agroalimentarios

1158
25-1a_UCCL-AN-Convencion-Asociacionismo-Agrario_KAM8401
Un momento de la reunión convocada por UCCL y que tuvo lugar ayer en el Pórtico Real, en Segovia. / kamarero
Publicidad

Numerosos agricultores y ganaderos participaron ayer en Segovia en una jornada sobre Asociacionismo Agrario organizada por Unión de Campesinos de Castilla y León-Segovia, y que tuvo lugar por la mañana en el Pórtico Real.

En ella se puso de manifiesto la necesidad de trabajar de forma conjunta para reducir las fuertes oscilaciones de precios que se producen en el mercado, y evitar que los productores tengan que afrontar a veces cotizaciones por debajo de los costes de producción.
Así lo señaló el coordinador provincial de UCCL, Juan Manuel Palomares, que destacó la importancia del asociacionismo “para hacer frente a los vaivenes del mercado, a las distorsiones que pueden producir los cambios climáticos o de abastecimiento”.

Recordó que en el caso de los cereales, solo el 30% de lo que se comercializa se hace a través de cooperativas. “El resto se vende con operadores o a título particular, lo que da una idea de la importancia que tiene el asociacionismo para poder hacer un poco más de fuerza en los mercados”, apostilló.

En la jornada de ayer participaron los gerentes de las cooperativas Glus-I de Cuéllar, o la de Mesenor, de Carbonero el Mayor, ambas ligadas a UCCL. Pero también hablaron responsables de Agropecuaria de Navarra (AN), con la que trabajan de forma conjunta las cooperativas segovianas en materia de piensos y cereales, y de comercialización de combustibles con las gasolineras desatendidas que funcionan en Carbonero el Mayor y en Cuéllar.

Para Juan Manuel Palomares, el modelo de cooperativas que crearon hace años “nos está funcionando bien, y nos permite llegar a puntos de mercados a los que de forma particular nos sería imposible alcanzar”·

Por su parte, el presidente de Mesenor, Rafael de Frutos, recordó que esta cooperativa tiene convenios con AN para producción de piensos y comercialización de gasóleos; y avanzó que no descartan de cara al futuro nuevos proyectos, como instalaciones de producción energética sostenible.

Respecto a la comercialización de la leche Mesenor, De Frutos hizo balance de la marca, y dijo que la leche es un producto complicado en el mercado “por la competencia tan brutal que nos hacen las grandes superficies”. “Nosotros no estamos dispuestos a tirar precios porque destinamos todos los beneficios a los socios. Ni entramos a lo que hacen las grandes superficies que es bajar precios por debajo de los costes para que cargues el carro de la compra a costa de la leche o del aceite”.

Finalmente, el coordinador de UCCL Castilla y León, Jesús Manuel González Palacín, reclamó a la Consejería de Agricultura y Ganadería de la Junta que se implique “mucho más” en la presión a la industria agroalimentaria para que los contratos de precios, que se tienen que firmar en diciembre de cara al próximo año, sean “buenos” e incluyan, como mínimo, pagar a los ganaderos los costes de producción. González Palacín pidió un esfuerzo mayor para la industria de la leche de ovino porque están en juegos miles de puestos de trabajo. “La Administración debe hacer de árbitro y no quedarse de perfil en este tema”, explicó. También dijo que parte de responsabilidad recae en la industria, e incluso en el propio sector productor, por lo que también hizo un llamamiento al asociacionismo.