Segovia estrena el aparcamiento de Padre Claret, que será gratis una semana

El tráfico rodado por la nueva avenida quedó restablecido a primera hora de la tarde Más de medio millar de personas asisten a la inauguración del parking, con 543 plazas

“Es la obra civil más importante construída en la ciudad en los últimos 50 años”. Con estas palabras, el alcalde de Segovia, Pedro Arahuetes, resaltó la dimensión del nuevo aparcamiento de Padre Claret, que, con 543 plazas, y situado a escasos 100 metros del Acueducto, entró ayer en funcionamiento, tras más de 26 meses de obras, para convertirse en el mayor parking público de la capital.

Arahuetes, acompañado del director de aparcamientos de la empresa Isolux Corsán, Fernando Pire, inauguró en la mañana de ayer, festividad de San Pedro, el nuevo aparcamiento, que será gratuito durante la primera semana, hasta el próximo domingo, 5 de julio.

Más de medio millar de personas acudieron a la carpa instalada en la Plaza de la Artillería para presenciar un acto al que asistieron una nutrida representación de las autoridades políticas y representantes sociales, económicos y sociales de la ciudad, además de vecinos, hosteleros y comerciantes de la zona, a quienes el alcalde pidió disculpas por las molestias que han tenido que soportar durante los más de dos años de obras.

Entre otras autoridades, a la inauguración asistió la subdelegada del Gobierno, María Teresa Rodrigo Rojo, el delegado territorial de la Junta, Luciano Municio, el presidente de la Diputación, Javier Santamaría, los diputados Javier Gómez Darmendráil (PP) y Óscar López (PSOE), así como los senadores populares Francisco Vázquez, Beatriz Escudero y Juana Borrego; y el senador socialista Juan Luis Gordo; además de procuradores en Cortes y la mayoría de los miembros de la corporación municipal.

El aparcamiento subterráneo de Padre Claret cuenta con 543 plazas, de las que 499 son para turismos, 26 para furgonetas y 18 para conductores con movilidad reducida. La empresa constructora gestionará el aparcamiento hasta el año 2040.

El parking está distribuído en tres niveles. La superficie total es de 19.000 metros cuadrados, un total de 6.343,17 metros cuadrados por cada planta.

El responsable de Isolux-Corsán admitió que la obra, que ha supuesto una inversión de 17,4 millones de euros, había sido muy compleja por las condiciones geológicas de la ladera y el emplazamiento, en el entorno del Acueducto y reveló, entre otros datos, que para su construcción se tuvieron que extraer más de 85.000 metros cúbicos de tierra y se utilizaron más de 14.800 metros cúbicos de hormigón. Pire anunció que el parking será gratuito la primera semana y que las tarifas serán más baratas que otros aparcamientos del entorno. El aparcamiento costará 1,45 euros la hora y habrá diferentes abonos mensuales.

Por su parte, el alcalde resaltó que el aparcamiento no solo supone una mejora para el trafico y la movilidad de la ciudad, sino también un “valor añadido”para el turismo. “Se trata de un activo para el visitante que no tendrá que preocuparse de donde estacionar su vehículo privado, además de una mejorada postal del Acueducto, gracias al acondicionamiento de la superficie”, apuntó.

En otro momento de su intervención y, en tono jocoso, el alcalde se dirigió al responsable de Isolux-Corsán para recriminarle la tardanza de la obra. “Has tardado mucho Fernando”, dijo Arahuetes hasta en tres ocasiones, para añadir, dirigiéndose ya al público congregado, que “No les quitaré la multa [por el retraso], pero le agradezco el trabajo realizado”, unas palabras que recibieron el aplauso del numeroso público concentrado en la carpa.

Arahuetes tuvo palabras de elogio hacia el ingeniero municipal, Emilio García, a quien hizo subir al estrado para mostrarle su agradecimiento como autor del proyecto y supervisor de las obras. “Tuvo la suerte y el honor de hacer un hijo cuando acabó la carrera, ese hijo se llama parking de Padre Claret (…) este abrazo a Emilio es para todos aquellos que han hecho posible este aparcamiento”, dijo.

Con anterioridad, Arahuetes pidió “perdón” a los comerciantes y vecinos del entorno de la obra, “que sé —recalcó— que lo han pasado mal”. “Tengo que agradecer la enorme paciencia y comprensión de vecinos y comerciantes, estoy seguro que a la vista de los resultados, la espera habrá merecido la pena”.

A continuación las autoridades y el público realizaron una visita al interior del aparcamiento, y participaron en un vino en la terraza del restaurante Aqqueducto. A las tres de la tarde, como había anunciado el alcalde, el tráfico rodado regresó a la avenida, con un carril por cada sentido de la circulación.

FuenteSergio Arribas 
Compartir