Integrantes del grupo Rodina que hoy subirán de nuevo al escenario del ‘Juan Bravo’. / el adelantado
Integrantes del grupo Rodina que hoy subirán de nuevo al escenario del ‘Juan Bravo’. / el adelantado
Publicidad

El grupo de origen búlgaro Rodina regresa hoy a las tablas del Teatro Juan Bravo para ofrecer al público, a partir de las 20.30 horas, una obra que, como explica una de sus componentes, da continuación al proyecto que empezó el grupo en 2013 de “dar a conocer al público de la provincia la mitología griega, eslava y tracia”. De este modo, y habiendo preparado la obra ‘Entre dos mundos’ para esta vigésima primera edición de la Muestra Provincial de Teatro, la compañía se propone “representar las tradiciones, la cultura, las costumbres y la vida de la gente de la zona de los Balcanes, utilizando el folclore y la literatura de estas zonas”.

En ‘Entre dos mundos’ un equipo de diecinueve personas dirigido por Veselina Marinova, representa una pieza compuesta de numerosos rituales destinados a devolver el orden a la naturaleza y restablecer el equilibrio entre el bien y el mal. Estas celebraciones, explican desde Rodina, son “similares a las fiestas tradicionales de enmascarados como el Antruejo o los Jurrus en la provincia de León o los Cucurrumachos de la provincia de Ávila”.

Se trata de una obra de autoría propia en la que el grupo de teatro aficionado pretende dar a conocer al espectador la existencia y la permanencia en la sociedad de rituales que durante siglos han sido representados por diferentes culturas y generaciones, de forma muy similar, para llegar a conseguir salud, fecundidad o buena fortuna. Rodina lleva ya varios años aportando un matiz diferente y exótico a la Muestra Provincial de Teatro, siendo, como reconoce su directora con orgullo “el único grupo cuyos integrantes son inmigrantes”.

“Ésta es la demostración de la buena relación, el interés y el respeto que existe con las instituciones que trabajan en el ámbito cultural de la provincia”, puntualiza Veselna Marinova, quien añade que en este caso, la Diputación Provincial contribuye a “establecer este diálogo de culturas y artístico que permite una buena comunicación, una buena acogida y una buena convivencia con la sociedad en la que vivimos”.

Para el grupo, participar en la Muestra “siempre es sinónimo de prestigio, después de superar los requisitos y obtener la valoración suficiente para poder estar dentro”. “Además, supone la posibilidad de darnos a conocer aún más y ser más visibles con el arte y las propuestas que ofrecemos”, subraya la directora de Rodina, quien reconoce que lo más complicado a la hora de ponerse a trabajar en la obra teatral que posteriormente van a representar es “el tiempo con el que contamos; pero gracias a la posibilidad de tener espacios para los ensayos y de contar con el apoyo institucional y económico de la Diputación y el Ministerio de Bulgaria, podemos mostrar de la mejor forma todo el montaje”.