Los padres de alumnos de Vallelado reafirman su defensa de la ESO Rural

La Administración ha comunicado que deben matricular a sus hijos en institutos de Cuéllar

2

Un grupo de los padres y madres de alumnos de Vallelado se reunió ayer ante las puertas de la Dirección Provincial de Educación para reiterar su defensa de la continuidad de los estudios del primer ciclo de Educación Secundaria Obligatoria (ESO) en su localidad y protestar por el escrito remitido desde la administración educativa en la que se comunica la desaparición de la oferta educativa conocida como ESO Rural en su colegio.

En el comunicado que ha llegado a los padres a través de la dirección del Centro Rural Agrupado “Retama” se indica que los alumnos de primero y segundo de Educación Secundaria Obligatoria deben formalizar su matrícula en los institutos de Cuéllar.

Los representantes de la Asociación de madres y padres de alumnos (Ampa) La Rueca de Vallelado consideran que esa comunicación ha llegado tarde y mal, ya que el colectivo la ha recibido el día 30 de agosto, apenas dos semanas antes de inicio de las clases en Educación Secundaria, sin especificar cómo y cuándo deben hacer la matrícula y qué ofertas de servicios van a tener, haciendo referencia, por ejemplo, al transporte escolar.

La carta de la Administración muestra que la supresión de la ESO Rural en Vallelado responde a “medidas urgentes de refinanciación del gasto público”. “Antes decían que había que quitar la ESO de los pueblos por razones pedagógicas, para mejorar la calidad educativa, ahora ya reconocen que es por dinero”, comentó una representante del colectivo de padres que una vez más resaltó la calidad de la enseñanza que han venido recibiendo los alumnos de Secundaria en el colegio de Vallelado. “Este escrito —añadió la portavoz— nos carga de razones y de motivos para seguir siendo firmes en nuestras reivindicaciones y seguir luchando por lo que entendemos es lo mejor para nuestros hijos”.

Los padres no han desvelado a qué centro llevarán a sus hijos el próximo día 13 de septiembre, fecha del comienzo del curso 2012/2013, ya que hasta el momento están sin matricular y las familias siguen esperando “poder continuar como estábamos”.

En todo caso, los representantes de la Asociación de madres y padres de alumnos La Rueca esperan recibir pronto una respuesta de la Dirección Provincial de Educación y poder tomar una decisión sobre el futuro inmediato de la educación de sus hijos.