asamblea-fcc
Recuento de votos en el Salón de Actos del edificio sindical durante la asamblea a la que asistió la mitad de la plantilla. / M. G.
Publicidad

La amenaza de una huelga en la recogida de basuras de la ciudad para Semana Santa se aleja definitivamente tras el principio de acuerdo alcanzado el lunes entre los representantes de los trabajadores y la concesionaria FCC, que ayer fue ratificado en asamblea por una mayoría de los empleados de esta empresa de servicios.

Como se recordará, los representantes sindicales de la empresa comunicaron a finales de febrero la posibilidad de convocar una huelga para el día 25 de este mes de marzo, coincidiendo con el inicio de la Semana Santa, y movilizaciones desde la semana pasada, con la finalidad de intentar desbloquear la negociación del convenio colectivo, que se prolonga desde hace más de un año.

Finalmente, a principios de marzo FCC movió ficha y el pasado día 5 los trabajadores anunciaron que “aplazaban” las movilizaciones después de una reunión mantenida en la delegación del Servicio Regional de Relaciones Laborales (SERLA) “como muestra de voluntad de llegar a un acuerdo”.

Asimismo se emplazaron a un nuevo encuentro para el pasado lunes, día 12, también con la mediación del SERLA, del que salió un principio de acuerdo, según explicó ayer el presidente del Comité de Empresa de FCC en Segovia, Juan Carlos Ruiz, de CCOO.

El documento, que ayer fue trasladado a los trabajadores en la asamblea, recoge tres de los aspectos más relevantes de las reivindicaciones de la plantilla, aunque los trabajadores han tenido que ceder en algunas cuestiones.

En este sentido, Ruiz comenta que el punto relativo a la incapacidad temporal de los trabajadores se mantendrá como en el actual convenio con el cien por cien de prestaciones por enfermedad común y accidente laboral.

El Comité de Empresa había revelado que la empresa pretendía “corregir el absentismo mediante recortes salariales” mientras los trabajadores demandan mejores condiciones laborales.

En cuanto a la subida salarial, frente a la pretensión de la plantilla de subidas acordes con el IPC, para no perder poder adquisitivo, se han conseguido “subidas de algunas décimas” y el compromiso de “acercar los salarios a otros convenios de capitales de Castilla y León, ya que Segovia se encuentra en el tramo más bajo”.

Por último, han conseguido mantener la jubilación parcial tal y como recoge el convenio actual al menos hasta 2020.

A la asamblea celebrada ayer asistieron medio centenar de trabajadores y 37 votaron a favor del acuerdo, 12 en contra y uno en blanco.

Esto supone que el convenio podrá incorporarse al pliego de condiciones del nuevo contrato del servicio municipal de recogida de residuos y limpieza viaria de Segovia.

Compartir