La doctora Laura Arias durante su ponencia para el Colegio de Médicos de Segovia. / El Adelantado
Publicidad

El Curso de Protocolos de Manejo de Patología Digestiva para Atención Primaria del Colegio de Médicos de Segovia finalizará mañana con la ponencia de la doctora Rebeca Amo, quien ofrecerá una guía de práctica clínica sobre el diagnóstico y prevención del cáncer colorrectal. Exposición que llegará después de la realizada por su compañera del Servicio de Digestivo del Complejo Asistencial de Segovia, la doctora Laura Arias, quien acudió a la sede colegial para compartir con los facultativos asistentes una serie de indicaciones a seguir en pacientes que pueden presentar un cuadro de diarrea crónica o de rectorragia.

La doctora comenzó su exposición comentando las características propias de la diarrea crónica y señalando que esta afecta al 5% de la población, siendo el 40% personas mayores de 40 años. Del mismo modo, la doctora Arias apuntó las posibles causas del colon irritable y analizó qué tipos de antecedentes pueden originar esta enfermedad. La coincidencia con viajes recientes, la ingesta de determinados alimentos, la pérdida de peso o la aparición de lesiones en la piel eran indicadas por la médico como datos a tener en cuenta a la hora de elaborar un diagnóstico y determinar una serie de pruebas a realizar, que también eran abordadas por la doctora, antes de concluir la primera parte de su ponencia analizando los diferentes tratamientos existentes.

Tras hacer una breve valoración sobre el papel de los probióticos y de las dietas FODMAPS y la importancia de no retirar de forma total la lactosa en estos pacientes, siendo mejor hacerlo según la tolerancia del propio individuo, la doctora Arias analizó el protocolo a seguir a personas con posible rectorragia. La médico manifestó la necesidad de estar alerta a los factores de riesgo de cáncer colorrectal, así como la consideración de descartar desde un principio que estos pacientes puedan estar padeciendo hemorroides o una fisura anal.

La ponencia de la doctora Arias concluyó tres cuartos de hora después de su inicio con la sorpresa de la médico ante las respuestas de los asistentes, quienes reiteraban no haber oído hablar de las dietas FODMAP, consistentes en retirar alimentos como el aguacate, las ciruelas, la leche, la mantequilla, la coliflor, las lentejas, los cereales o los pistachos, entre muchos otros.