Las competencias en turismo y empleo enfrentan a PSOE y PP

Los populares achacan a la inacción de los socialistas el descenso del turismo y el aumento del paro y el equipo de Gobierno destaca el esfuerzo realizado en ambas materias

0

El debate sobre la asunción y financiación de competencias entre las corporaciones locales y las administraciones de superior rango centró ayer el debate del pleno ordinario en el Ayuntamiento de Segovia, con el empleo y el turismo como arietes para la batalla dialéctica entre el Gobierno municipal y la oposición.

Las mociones presentadas por el grupo Socialista en las que se insta a la Junta de Castilla y León a incrementar las inversiones en materia turística para la capital y a impulsar medidas para crear empleo capitalizaron el debate entre el equipo de Gobierno y la oposición.

En el ámbito turístico, la concejala responsable de este área, Claudia de Santos aseguró que las competencias en esta materia son de la Junta de Castilla y León, y aseguró que la labor del Ayuntamiento a través de la Empresa Municipal de Turismo es “gratis et amore” para el Gobierno regional.

Además, señaló que si no existiera la Empresa Municipal de Turismo, la Red de Juderías o el grupo de ciudades Patrimonio “sólo se vería en Segovia una pequeñísima oficina de información con algunos folletos o alguna actividad promovida desde Valladolid y que se celebra en verano”.

Asimismo, señaló que el Ayuntamiento “asesora, propone, facilita y ayuda” al sector turístico, y aseguró que los hosteleros y los ciudadanos “saben quienes trabajan por el turismo, pese a no ser sus competencias.”

La réplica desde las filas populares corrió a cargo del concejal Pablo Pérez, que tras reprochar que la moción socialista es “un corta y pega” de otra similar presentada por el PP en el pasado pleno, calificó de “incompetente” la gestión municipal en materia de turismo, y aseguró que la Empresa Municipal “gasta 1,4 millones de euros para perder dinero en la ciudad, aplicando políticas que son como una cáscara sin nuez”.

La mayoría socialista hizo prosperar la moción presentada tras un exc esivamente prolongado debate entre la concejala y el edil que zanjó el alcalde Pedro Arahuetes para pedir a los populares “seriedad y rigor” a la hora de demandar el cumplimiento de los compromisos con Segovia conforme a las competencias de cada administración.

En este sentido, aseguró que el discurso del PP en esta materia “hace un flaco favor a los ayuntamientos de España, que somos quienes cargamos con competencias que no vemos compensadas”.

Discrepancias en la ‘isla de prosperidad’.- En un día en que los pésimos datos ofrecidos por la Encuesta de Población Activa (EPA) acerca del aumento del desempleo hasta el 18,3 por ciento, el empleo centró también el debate en el pleno a través de la moción presentada por los socialistas, que fraguó un debate intenso entre el concejal de Empleo Oscar Alonso y el edil popular Miguel Angel Antona.

En la moción, Alonso acusó a la Junta de no implicarse con el Gobierno de España en la reactivación económica de la provincia a través de inversiones concretas en proyectos como el Palacio de Congresos o la atracción de nuevas empresas a la provincia. Pese a ello, no dudó en calificar a Segovia como “una isla de prosperidad” gracias a la labor realizada por el Ayuntamiento de Segovia a través del impulso hacia políticas activas de empleo y de formación, con inversiones pren los últimos años que superan los dos millones de euros en proyectos como la Escuela Taller y el programa Factor E.

En el lado opuesto de la balanza, Antona aseguró que la moción socialista supone “una falta de confianza hacia sus compañeros en las Cortes de Castilla y León, y aseguró que en los últimos siete años —periodo coincidente con el que lleva gobernando el PSOE en la capital— las cifras de desempleo han crecido un 107 por ciento y aseguró que el equipo de gobierno “niega la realidad, se atrinchera y culpa a los demás de sus posibles errores”.

Además, aseguró que los esfuerzos del Ayuntamiento “son inciertos y alargo plazo, porque el actual entorno social no ayuda a que las personas asuman riesgos, y ello no se soluciona con un despacho o un vivero de empresas” y acusó a los ediles socialistas de ser “corresponsables” de la política económica del Gobierno de Zapatero