El dirigente del PP Vicente Tirado . / E. A
Publicidad

—Hoy sábado se reúne en Segovia el Consejo de Alcaldes de NNGG. ¿Qué idea va a transmitir a los participantes en su intervención de clausura?

—Estamos ante las elecciones más importantes de la democracia porque España se juega el seguir siendo la patria común e indivisible de todos los españoles, y esto solo lo garantiza el PP con su presidente Pablo Casado a la cabeza. Les pediré que desde el municipalismo tenemos que trabajar para desalojar democráticamente a Pedro Sánchez de la Moncloa.
Solo hay dos proyectos: el del desgobierno de Pedro Sánchez y los independentistas o el del Gobierno del PP y Pablo Casado que garantizan la unidad de España, el empleo y el bienestar. Les transmitiré a los alcaldes jóvenes que tenemos que dejarnos la piel para mejorar la vida de todos y cada uno de los ciudadanos de los pueblos y ciudades de toda España. Ellos representan la ilusión, el futuro, y la fuerza de un partido ganador y de Gobierno como el PP de Pablo Casado. Ellos son también el ejemplo de que el PP apuesta por la juventud.

—¿Qué previsiones maneja para las próximas elecciones municipales y autonómicas a nivel nacional en cuanto a resultados políticos?

—El PP sale a ganar estas elecciones, y las va a ganar. Y las va a ganar porque los ciudadanos son muy inteligentes y saben que la concentración del voto en el PP representa a todo el centro derecha, representa el único voto efectivo para echar a través de los votos en las urnas a Pedro Sánchez de la Moncloa. Ganaremos la Alcaldía de Segovia con Pablo Pérez, revalidaremos el Gobierno de la Junta de Castilla y León con Alfonso Fernández Mañueco como presidente y Pablo Casado será un presidente de Gobierno de todos los españoles. Un presidente solvente y riguroso y con ilusión, que lleva a España en la cabeza y en el corazón.

—Hace tiempo que se habla de la descentralización municipal ¿Cuándo será efectiva esa promesa y aspiración por parte de los ayuntamientos?

—Los ayuntamientos son la administración más cercana al ciudadano. Debemos de evitar todo tipo de duplicidades. Es fundamental buscar la eficacia a la hora de prestar los servicios públicos. El PP es el partido que mejor representa el municipalismo, el que más apoya y defiende a los ayuntamientos, y es el que garantiza que cuando gobierna en un ayuntamiento ese ayuntamiento se gestiona bien.
Los ayuntamientos gobernados por el PP son sinónimos de buena gestión y además lo hacemos siempre desde la cercanía y el contacto directo con nuestros vecinos, por eso entendemos a la administración local como una administración básica en la estructura territorial de España. Un alcalde del PP siempre está donde le necesitan sus vecinos; son servidores ejemplares que están a disposición de sus ciudades y pueblos las 24 horas del día de todos los días.

—¿Considera que está reconocido el papel que desempeñan los alcaldes por parte de sus vecinos? ¿Y por parte de los partidos políticos?

—Yo reivindico el trabajo abnegado y generoso que hacen los alcaldes y concejales porque ellos siempre, antes que autoridad, son servidores públicos y desde el PP siempre respetamos y apoyamos a nuestros alcaldes y concejales porque entendemos que son esenciales en nuestro partido.

—En una provincia como Segovia o Toledo abundan los pueblos afectados por el fenómeno de la despoblación ¿Qué medidas pueden tomarse para cambiar esa tendencia?

-Lo primero que hay que hacer es apostar por el empleo a través de rebajas fiscales en las zonas rurales. El PP todo el mundo sabe que es el partido del empleo frente al PSOE que es el partido del paro. El empleo debe ser el eje central porque cuando hay oportunidades para desarrollar proyectos vitales en las zonas rurales la gente se queda en los pueblos. El PP es el partido del campo, de los agricultores, el partido de los ganaderos, en definitiva es el partido del mundo rural. Tenemos que apostar por la digitalización del medio rural como elemento esencial para favorecer el emprendimiento y el desarrollo de la actividad económica. Pablo Casado va a hacer una apuesta firme y decida por el sector agroalimentario como generador de empleo y fijación de la población en los territorios.
También quiero recordar que el PP garantiza las raíces y nuestras tradiciones y por ello el PP es también el gran defensor de la tauromaquia y de la caza. Asimismo, es fundamental hacer una apuesta para que en los pueblos se tengan servicios de la misma calidad que en las ciudades. Tenemos que apostar por la modernización, innovación y las altas tecnologías en los entornos rurales.

—Algunos de los partidos que concurren a las elecciones abogan por acabar con las autonomías a las que consideran parte de los problemas que han surgido como el independentismo catalán ¿Está de acuerdo con esa teoría?
¿Cómo puede solucionarse el problema del independentismo?

—La Constitución de 1978, que es la Constitución fruto de una transición modélica de la concordia y de la libertad, es la Constitución que contempla el Estado de las Autonomías. Castilla y León y todas y cada una de las Comunidades Autónomas han tenido la mejor transformación en términos de modernidad, de prestación de servicios, de bienestar social que jamás se han conocido en estos 40 años de vigencia de la Carta Magna. Por eso entendemos que las autonomías son buenas porque los frutos que han dado han sido buenos: mejor sanidad, mejor educación, mejor bienestar social. Todos los españoles saben que las mayores cuotas de bienestar se han conseguido con el estado de las autonomías.

Hay unos que defienden eliminar las autonomías porque desconocen el bien que aportan a la prestación más cercana de los servicios a los ciudadanos. Hay otros que lo que pretenden es eliminar las Diputaciones porque desconocen la función de cohesión social y dinamizadora de las provincias. El PP defiende las autonomías y las Diputaciones contempladas en la Constitución española porque contribuyen al desarrollo y al bienestar del conjunto de España. Lo importante es exigir a todas las Comunidades Autónomas lealtad, solidaridad y el cumplimiento de la ley.

El PP defiende toda la Constitución en su conjunto, esa Carta Magna que en su artículo dos dice: “La Constitución se fundamenta en la indisoluble unidad de la Nación española, patria común e indivisible de todos los españoles, y reconoce y garantiza el derecho a la autonomía de las nacionalidades y regiones que la integran y la solidaridad entre todas ellas”. Por lo tanto, quiero dejar claro que en estos momentos el único partido que garantiza claramente la unidad de España en ese sentido constitucional es el PP que lidera Pablo Casado.

—Usted ha ocupado distintos cargos políticos, desde concejal a diputado provincial, pasando también por el Parlamento nacional o como presidente de unas Cortes regionales, entre otros ¿Cuál es el cargo que le ha resultado más agradable, y de qué labor se encuentra más satisfecho?

Todos han sido un honor. Como decía anteriormente la tarea de dedicarse al servicio público se debe concebir antes de desarrollarla. De todos los puestos conservo gratos recuerdos: la cercanía de la política municipal, cuando ante un problema de un ciudadano le aportas una solución, cuando en la Diputación pusimos en marcha un plan de residencias rurales de mayores o como cuando eres ponente de una ley en las Cortes generales por ejemplo sobre la viña y el vino, o como cuando fui presidente del legislativo de mi Comunidad Autónoma, que intentas ayudar a tu Región con leyes que contribuyan a mejorar la vida de los ciudadanos; pero quizás la política más emotiva, por cercana, sea la municipal.