La Junta distribuirá miniportátiles a unos 500 escolares segovianos

La Administración autonómica propone una cuota de 25 euros a los padres para contribuir al mantenimiento del equipo

0

Cerca de medio millar de estudiantes segovianos de quinto curso de Educación Primaria recibirán los primeros ordenadores miniportátiles que se distribuirán a través del programa Escuela2.0 que desarrollan la Junta de Castilla y León y el Ministerio de Educación. El programa destinado a facilitar el manejo del uso de las tecnologías de la información y de la comunicación en las escuelas empezará a aplicarse en una veintena de centros educativos públicos de la provincia de Segovia, según las previsiones de la Consejería de Educación que pretende distribuir los equipos informáticos a partir del mes de abril. Fuentes de la Administración regional han indicado que en este primer reparto se llevarán ordenadores para alumnos a unos 250 colegios de la Comunidad.

La mejora de la dotación informática responde al desarrollo del programa Red Escuelas Digitales del S. XXI de la Consejería de Educación de Castilla y León que ha sido reformado por el acuerdo Escuela 2.0 que firmaron en noviembre el presidente de la Junta, Juan Vicente Herrera, y el ministro de Educación, Ángel Gabilondo.

El acuerdo, que pretende garantizar la implantación progresiva de las TIC en los centros educativos mediante la instalación de aulas de informática y la dotación de un ordenador personal por cada alumno, tiene una vigencia de cuatro años de aplicación y contará con una inversión de 45 millones, financiados al 50 por ciento por ambas administraciones.

En concreto, el programa persigue mejorar la dotación de recursos tecnológicos al alumnado, profesorado y centros; garantizar la conectividad a internet y la interconectividad dentro de las aulas; facilitar el acceso en los domicilios en horarios especiales; potenciar la formación del profesorado; impulsar el acceso de toda la comunidad educativa a materiales digitales educativos ajustados a los diseños curriculares e implicar al alumnado y a las familias en la adquisición, custodia y uso de estos recursos. Los destinatarios de los miniportátiles serán los alumnos de quinto y sexto de Educación Primaria y de primero y segundo de Secundaria Obligatoria, si bien se distribuirán de forma escalonada por curso en varios períodos lectivos.

El desarrollo del nuevo servicio educativo está sometido actualmente a un debate sobre el precio que deberán abonar las familias. La fórmula que ha propuesto la Consejería de Educación en el seno del Consejo Escolar Regional es habilitar una fianza o aval a cargo de las familias al tratarse de unos elementos tecnológicos delicados. La propuesta se cifra en 25 euros por ordenador y año de utilización, si bien podrían quedar exentos de este pago las familias en las que haya parados de larga duración, familias numerosas o en las que coincidan varios hijos utilizando los portátiles de la escuela. Fuentes de la Consejería han indicado a esta Redacción que se trata de una cuota simbólica con la que se quiere dar valor al servicio y responsabilizar a los niños y a sus familias del buen uso del mismo. Además, precisan que con esta cantidad no se llega a cubrir los gastos de mantenimiento de los ordenadores y el cuidado de los programas informáticos, que alcanzan un promedio de 150 euros al año por equipo.