04-1AlbertoMorala_Dia-Constitucion-UVA-Premio-Valores-Constitucionales-F1A7899
La entrega del Premio ‘Valores Constitucionales’ dio paso a las intervenciones de niños, adolescentes y jóvenes que reflexionaron sobre el cumplimiento de los artículos de la Carta Magna. / A. M.
Publicidad

La Delegación del Gobierno en Castilla y León ha entregado el Premio ‘Valores Constitucionales’ a la Universidad de Valladolid, reconocida como institución garante, impulsora y transmisora de los principios de la Carta Magna española. El rector de la UVA, Antonio Largo Cabrerizo, recogió el galardón en un acto celebrado ayer en el campus María Zambrano al que asistieron representantes de las administraciones segovianas, junto a autoridades académicas de la ciudad y unos 250 alumnos de Educación Primaria, Secundaria y Superior. Los estudiantes tuvieron una participación muy activa en la jornada que forma parte del programa de actos con los que la Subdelegación está conmemorado el 40 aniversario de la Constitución Española.

Antonio Largo manifestó que para la Universidad de Valladolid es un honor y un orgullo ser reconocida como una institución “inclusiva” que remarca y cultiva los fundamentos de la Constitución Española, en cuanto a “valores democráticos, de tolerancia y de respeto hacia todas las personas y hacia todas las ideologías”. Sostiene que la universidad como institución pública debe ser un “faro” que de forma permanente transmita todos esos valores a la sociedad, y asegura que la Constitución “nos ha permitido desarrollar la mejor etapa de la historia de nuestro país” en cuanto al respeto a los valores democráticos de convivencia y tolerancia “pero todos los días tenemos que luchar por ellos” para que “sigamos desarrollando en el futuro una etapa igual de fructífera”. El rector mostró el compromiso de la UVa de seguir trabajando para “reforzar los valores democráticos que preconiza nuestra Constitución”. Así lo indicó ante los estudiantes reunidos en el ágora María Zambrano a quienes explicó que el campus de Segovia es un ejemplo de la intensa labor que la Universidad de Valladolid realiza en defensa de la convivencia basada en el respecto y la igualdad; y lo hace a través de su actividad docente e investigadora. En este sentido Antonio Largo destacó los másteres que se imparten en Segovia: ‘Comunicación con fines sociales: estrategias y campañas’, y ‘Mediación y resolución extrajudicial de conflictos’.
La subdelegada del Gobierno, Lirio Martín, que fue la encargada de entregar el premio, subrayó que “la UVA, ejemplo de universidad pública, fomenta el pleno desarrollo de la personalidad humana en el respeto a los principios democráticos de convivencia y a los derechos y libertades fundamentales, como recoge el artículo 27.2 de nuestra Constitución”. “Se trata de un derecho fundamental, pilar básico de nuestros valores democráticos y del desarrollo, tanto personal como de la sociedad”, continuó.

La subdelegada hizo hincapié en que la UVA es una de las universidades públicas “más antiguas de nuestro país”, la segunda concretamente, cuyos orígenes datan de 1241. “Una universidad —añadió— que se extiende por cuatro de las nueve provincias en las que se vertebra nuestra geografía castellano leonesa, Valladolid, Palencia, Soria y Segovia”.

Educación y consenso

En su discurso Lirio Martín destacó que la institución académica ayer premiada tiene cerca de 20.000 alumnos, 2.000 profesores y 1.000 PAS (personal de administración y servicios), repartidos en sus 25 centros docentes y edificios administrativos, Fundación General y Parque Científico. Cuenta con una variada oferta educativa y formativa, distribuida en: cerca de 90 estudios de Grado y programas de estudios conjuntos, más de 70 máster, 30 programas de doctorado en Ciencias, Humanidades, Ciencias Sociales y Jurídicas, Ciencias de la Salud e Ingeniería y Arquitectura, a la que sumar los títulos propios, Programas de prácticas para estudiantes en empresas e instituciones públicas, Programas de intercambios de nacionales e internacionales, Centro de idiomas. “Hay que sumar la amplia actividad I+D+I desarrollada por sus docentes, que integran cerca de 200 equipos de investigadores”, citó también la subdelegada que ha sido profesora.

La alcaldesa Clara Luquero, que dio la bienvenida a los asistentes, dirigió su intervención principalmente a los niños y jóvenes que han crecido viendo a sus padres meter una papeleta en las urnas cada cierto tiempo, un acto normal para ellos pero que supuso una gran conquista para sus abuelos. “Nos hizo sentir dueños de nuestro destino colectivo” declaró Luquero recordando cómo su generación vivió sus primeras elecciones democráticas y la aprobación de la Constitución hace 40 años. “Se caía la mordaza, por fin teníamos voz”, dijo. La alcaldesa evocó “la altura de miras” que tuvieron los hombres y mujeres que elaboraron la Constitución. “El próximo jueves celebramos el 40 aniversario del consenso, el 40 aniversario de la generosidad y sin duda, el 40 aniversario de la inteligencia”. Y tras elogiar la labor de la Universidad de Valladolid, la alcaldesa de Segovia declaró que ante la “necesaria reforma constitucional” que deriva el hecho de que la España de 2018 es muy diferente a la España de 1978, “tenemos la obligación de volver a la política con mayúsculas”.

Querida cuarentona

Antes de los discursos, las autoridades segovianas, entre las que también se encontraba el presidente de la Diputación Francisco Vázquez, contemplaron y comentaron los trabajos de expresión artística relacionados con la Carta Magna, elaborados por alumnos de Primaria de Segovia, que han quedado expuestos en el Ágora. Por su parte, estudiantes de Secundaria compartieron sus reflexiones, críticas y elogios al texto pilar de la democracia y alumnos universitarios dieron lectura a derechos fundamentales y artículos de la Constitución. Unos 250 alumnos de los colegios, Concepcionistas, Cooperativa Alcázar, Domingo de Soto y Villalpando; del instituto Giner de los Ríos y universitarios de la UVA participaron en la jornada.
Toda la ceremonia estuvo enmarcada por paneles y pancartas creadas por los estudiantes. Así en una hecha por alumnos del colegio Cooperativa Alcázar se podía leer: “Nuestra Constitución, la cuarentona que nos enseña a convivir en paz” y en otros paneles los asistentes fueron poniendo notas (Progresa Adecuadamente o Necesita Mejorar) al cumplimiento de artículos de la Ley de leyes, en una dinámica guiada por estudiantes del IES Francisco Giner de los Ríos.