Los alumnos aprovecharon al máximo las enseñanzas de los profesores titulados de la Escuela Española de Esquí. / Ayuntamiento
Publicidad

La treintava edición de la semana blanca de esquí del Real Sitio concluyó el pasado lunes 11 de marzo, tras tres jornadas de aprendizaje y diversión por parte de los asistentes. El Ayuntamiento, desde la Concejalía de Deportes, en colaboración con el AMPA de los centros escolares de La Granja y Valsaín, impulsó esta iniciativa, muy demandada por las familias del municipio año tras año.

La actividad estaba programada en la Estación del Puerto de Navacerrada para los días 4, 5 y 6 de marzo, aprovechando el puente de carnaval. El tiempo acompañó durante los dos primeros días, pero el miércoles 6 tuvo que cancelarse la sesión por condiciones meteorológicas adversas, siendo aplazada para el lunes 11 de marzo. A pesar de este inconveniente, todas las jornadas se desarrollaron favorablemente.

Las clases comenzaban sobre las 10 horas, concluían en torno a las 13, y al mediodía alumnos y padres voluntarios regresaban a sus casas, tras el tiempo destinado a cambiarse de ropa. Este año los profesores pertenecían a la Escuela Española de Esquí, y las zonas elegidas para practicar el deporte fueron principalmente escaparate, telégrafo y el bosque.

Los sesenta y un alumnos, con edades comprendidas entre los seis y los doce años, del CEIP Agapito Marazuela y el CEIP La Pradera, han aprendido las técnicas deportivas elementales del esquí, además de adquirir los valores que aporta la realización de una actividad en el entorno natural, como son el respeto al medio ambiente, el compañerismo, el trabajo en equipo o la tolerancia; así como la precaución al exponerse a un paisaje de montaña. Los padres voluntarios desempeñaron un papel fundamental ayudando a los niños a prepararse para la actividad cada día, y atendiendo a los alumnos en las subidas y bajadas del telesilla.

La Concejalía de Deportes del Ayuntamiento agradece a sendas Asociaciones de Madres y Padres la colaboración prestada para el desarrollo de la actividad, así como a los familiares voluntarios que en el transcurso de los días han ayudado para que esta nueva edición, en palabras del consistorio, “haya sido un éxito”.