El deán de la Catedral, Ángel García Rivilla, y Emilio Montero en la rueda de prensa de la procesión del Corpus. / Nerea Llorente
Publicidad

Este año, el nuevo recorrido del paso saldrá de la Catedral hacia la Plaza Mayor. Posteriormente recorrerá las calles Infanta Isabel, Herrería, José Canalejas, Gobernador Llasera y Plaza de los Espejos hasta llegar al edificio del Seminario, sede del obispo de la diócesis. Regresará a la Catedral por las calles Conde de Gazzola, Obispo Gandásegui y Real.

El deán de la catedral de Segovia, Ángel García Rivilla, y Emilio Montero, miembro de la comisión del Corpus, aclararon que el cambio de recorrido se debe a que este es “más acogedor y vistoso, además de tener un mayor significado, saliendo desde la catedral para llegar al corazón de la diócesis». En este sentido, el deán quiso dejar claro que “sin sacerdotes no hay eucaristía”.

Además, entre otras de las novedades que incluirá la procesión del Corpus este 2019, destaca una nueva parada en el recorrido. Así, además de los altares situados frente a las iglesias de San Miguel, San Martín y Corpus Christi, el de la iglesia del Seminario. En este enclave, las madres concepcionistas interpretarán alguna canción con los niños y se efectuará una oración sacramental.

El cortejo de la procesión estará compuesto por un total de casi 300 niños que este año han tomado la Primera Comunión. Además, participarán 36 grupos entre parroquias, bandas musicales, cofradías y grupos religiosos. Instó también a los sacerdotes provinciales a celebrar esta festividad en los diferentes pueblos segovianos.

El deán Ángel García invitó a todos los segovianos a participar en esta fiesta para honrar, como señaló, “el cuerpo y sangre de Cristo”. Haciendo un llamamiento a los vecinos del casco histórico para engalanar sus balcones.

La jornada del domingo comenzará a las 11.00 h., con una misa solemne en la Catedral, presidida por el obispo de Segovia, César Franco. A las 12.15 h. comenzará la procesión de la carroza y custodia del Corpus. Finalmente, el obispo realizará la bendición final a las 13.30 h. Se espera que un año más esta festividad, que siempre ha tenido una gran devoción en Segovia, continúe con la misma afluencia.