El mago segoviano Héctor Sansegundo, durante el espectáculo 'A Different Magic Show' en el interior de la caravana 'La Máquina'. / Nerea Llorente
Publicidad

La magia se queda a vivir en San Lorenzo porque el éxito de la primera edición del Festival ‘San Lorenzo, una plaza mágica’ parece dar garantías para su continuidad en los próximos años. Al menos así lo creen tanto el productor y coordinador de este evento que se ha celebrado el fin de semana, el mago segoviano Héctor Sansegundo, como los responsables municipales y de la Asociación de Vecinos del barrio.

Sansegundo se mostraba muy contento: “Ayer —por el sábado— se llenó todo hasta la bandera, fue impresionante porque los shows de calle por la mañana estuvieron abarrotados de gente, lo pasaron muy bien, tanto con la maga de la naturaleza Patri Zenner como con Lebart, y por la noche hubo que traer sillas a mayores porque no entraba la gente. No hay datos definitivos pero se estima que unas 700 personas aproximadamente disfrutaron de la gala. No cabía más gente en la plaza”.

Durante la mañana del domingo los talleres de magia cosecharon igualmente un éxito y las entradas para La Máquina, una caravana donde el propio Sansegundo desarrolla el espectáculo ‘A Different Magic Show”, se agotaron en quince minutos.

Fueron un total de diez pases, durante la mañana y la tarde, lo que supone más de 200 personas en esta bonita caravana que parece sacada de un cuento.

“Por una parte nos fastidia que no todo el mundo haya podido verlo pero nos alegra que la iniciativa haya tenido tantísimo tirón”, comenta el mago segoviano, satisfecho con esta respuesta de San Lorenzo y del resto de Segovia.

“Mis abuelos han vivido en San Lorenzo, yo he vivido en San Lorenzo, tengo familia en San Lorenzo y para mí que vengan a verme en mi barrio es una maravilla”, comentaba después de uno de los pases.

Quienes habían asistido a este espectáculo diferente, de pequeño formato porque se realiza en una caravana con un aforo máximo de unas veinte personas, no daban crédito a la habilidad del mago segoviano que con tres estupendos trucos deja boquiabiertos a pequeños y grandes, haciendo que la ilusión y la inocencia se repartan por igual al margen de la edad.

También sorprendido, gratamente, y cansado de aplaudir quedó el público asistente a la Gala ‘Grandes de la Magia’, con Mag Marín, Premio Nacional de Magia, y Jammes Garibo, un gran especialista de magia de gran formato, la tarde-noche del sábado.