Andrés Ortega (2d) hizo balance de los logros de 2018 y analizó los retos que se plantea la Federación Empresarial Segoviana para este año. / NEREA LLORENTE
Publicidad

Al mismo tiempo que el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, anunciaba esta mañana la convocatoria de elecciones generales para el próximo 28 de abril, el presidente de la Federación Empresarial Segoviana, Andrés Ortega, comparecía para hacer un balance del año 2018 y presentar los proyectos que la FES tiene previsto desarrollar este año.

Proyectos que pueden verse afectados por la situación política, ya que “nosotros lo que necesitamos es estabilidad, necesitamos tranquilidad y toda esta situación política no deja de crear y generar incertidumbre en los empresarios. Necesitamos que se normalicen las cosas, un Gobierno fuerte en España y medidas contundentes para seguir afrontando nuestras inversiones, que son las que generan empleo e industria, y que podamos seguir siendo un país que avance, no un país en desaceleración”.

Y es que en el plano económico el ejercicio no apunta a positivo, ya que “la práctica totalidad de los analistas vaticinan una desaceleración económica en este ejercicio de 2019, después de que 2018 cerrara en España con un crecimiento del 2,5 por ciento”, apuntó. Además, dijo, “la aportación del sector exterior ha sido negativa, debido a la desaceleración de las exportaciones, y el contexto internacional actual no hace augurar que en 2019 se incrementen”.

En cuanto al empleo, recordó los datos de la última Encuesta de Población Activa (EPA), que ponían de manifiesto que, “en el último año, la provincia de Segovia ha registrado un muy importante descenso en el número de parados (más del 28 por ciento) hasta un total, a finales de 2018, de 6.806 desempleados”.

“Son buenos datos”, según Ortega, pero puntualizó que “es necesario consolidarlos y para ello pedimos no solo seguir con las reformas estructurales ya iniciadas, sino con la adopción de otras medidas que contribuyan a que el tejido empresarial se vea apoyado y potenciado, como la contención del gasto público y la racionalización del sistema impositivo”.

PROYECTOS PARA ESTE AÑO “Sea cual sea el contexto económico, la FES se ha marcado como objetivo seguir cumpliendo con las líneas prioritarias de trabajo que nos están afianzando como el referente empresarial en la provincia en innovación, digitalización, responsabilidad corporativa, formación de directivos y trabajadores y entidad representativa de los intereses de nuestro tejido productivo y de servicios”, aseguró el presidente.

Y entre los proyectos previstos para este ejercicio, destacó el Digital Innovation HUB Agroalimentario, un proyecto que va encaminado a la digitalización del sector agroindustrial, en el que trabaja la FES junto a empresas e instituciones segovianas, y que convertirá a Segovia en “la sede de todo lo referente al desarrollo de este proyecto en el ámbito agroalimentario, siendo la FES junto con nuestros socios iniciales del proyecto —el Ayuntamiento de Segovia, la Diputación Provincial, Pigchamp, la Universidad de Valladolid y la IE University—, y junto a las entidades firmantes, los encargados de desarrollar la parte del proyecto orientada a la industria agroalimentaria y no solo para Segovia, sino para toda Castilla y León”.

Asimismo, la FES está trabajando desde hace meses en “el ofrecimiento a nuestros socios de un sistema de compra agrupada de energía. Estamos en conversaciones con asociaciones empresariales de toda España que ya se han sumado al grupo de compra (más de 1.000 empresas integradas), y que ha conseguido un ahorro medio del 20 por ciento en el coste de su energía”, explicó Ortega.

Por último, anunció que en apenas dos semanas, la Federación “va a acoger, por segundo año consecutivo, la formación que Bankia ofrece a los alumnos de Formación Profesional en el marco del Programa Comex de FP Dual. La continuación de un programa que iniciamos el pasado año con un gran éxito, pues el 50 por ciento de los estudiantes que participaron están ya trabajando en las empresas donde realizaron su estancia formativa; y el número de matriculaciones en Comercio Exterior dentro del CIFP Felipe VI se ha incrementado exponencialmente gracias al ‘efecto llamada’ de la Formación Dual”.

“Creemos en el modelo y estamos poco a poco incrementando el número de empresas de la provincia que también creen en él, y que se involucran. Sin ello, la Formación Dual sería una quimera, así que de nuevo aprovecho para agradecer su esfuerzo a las empresas”, concluyó.