El Hospital de Segovia recibe los nuevos equipos de radiodiagnóstico

1056
13_1puri-gerentes-hospital
José Manuel Vicente Lozano y Mariano Cortés Alonso-Villalobos revisan documentos de contratación de equipos. /P. B.
Publicidad

La anunciada renovación tecnológica del Complejo Asistencial de Segovia, del que forma parte el Hospital General, ha comenzado a tomar forma real en las últimas semanas del año 2017 y primeros días del 2018, cuando han empezado a llegar los primeros equipos de radiodiagnóstico adquiridos por la Consejería de Sanidad.

A mediados de diciembre, el Hospital recibió las estaciones de diagnóstico (pantallas de alta definición) para la lectura de imágenes de radiología, que han sido adquiridas directamente por la Gerencia Regional de Salud y, una vez iniciado el año 2018, ha estrenado dos nuevos ecógrafos de alta gama. Para esta misma semana están programadas las obras de instalación del primero de los dos equipos de tomografía computarizada helicoidal multicorte, —TAC— que ha adquirido por la Gerencia de Asistencia Sanitaria de Segovia. Se trata de ejecutar una pequeña reforma de espacios para dar cabida a un TAC de 32 cortes que los radiólogos prevén poder utilizar en febrero.

Para el mes de marzo, los médicos y los directivos del Complejos Asistencial esperan tener el segundo TAC. Este tomógrafo computarizado helicoidal multicorte, de mayor tamaño y precisión de imágenes —128 cortes— sustituirá al antiguo TAC del Hospital que pasa a ‘jubilarse’ después de 12 años de servicio. De hecho está previsto que ocupe, con alguna obra de adaptación, su mismo espacio dentro del hospital.
El nuevo equipamiento electromédico supera tecnológicamente al actual y va a permitir al Servicio de Radiodiagnóstico obtener imágenes con una mayor resolución y, en la mayoría de los casos, con una menor dosis de radiación para el paciente. Todo ello va a aportar una mejora en la calidad del servicio prestado a los pacientes, según ha recalcado en distintas ocasiones el gerente del Área Integrada de Atención Primaria y Especializada, José Manuel Vicente Lozano, cuando a lo largo de pasado año anunció el proceso de reposición tecnológica del Hospital General.

Renovación y mamógrafos

El programa de renovación, en el que se han intentado dar respuesta a las sustituciones prioritarias, incluye siete procedimientos abiertos y uno negociado de contratación que lleva a cabo directamente la Gerencia de Asistencia Sanitaria de Segovia por un valor económico de unos 2,5 millones de euros.
Hay también en tramitación otras compras gestionadas desde las oficinas de Valladolid, entre las que se encuentran dos mamógrafos que aún no se sabe cuándo llegarán a Segovia y que proceden de la donación de la Fundación Amacio Ortega. Hay que recordar que el Hospital General tiene un mamógrafo roto desde hace dos años y uno solo en uso para diagnósticos, otras pruebas y el programa de prevención y detección precoz del cáncer de mama para toda la provincia de Segovia.

José Manuel Vicente Lozano y su director de gestión, Mariano Cortés Alonso-Villalobos esperan tener en funcionamiento en abril todos los equipos tecnológicos cuya contratación se está gestionando en la Gerencia de Segovia.

Lista de compras

Desde los servicios provinciales se han licitado un sistema de monitorización para Medicina Intensiva, dos respiradores también para la UCI, estaciones de anestesia (respiradores de anestesia), una central de monitorización fetal, una nueva cabina pletismográfica para Neumología (para medición de cambios de presión y volumen orientada al diagnóstico de enfermedades pulmonares); ecógrafos para Ginecología; equipo de manometría para Digestivo; un microscopio quirúrgico para Otorrino —la contratación se lleva a cabo por procedimiento negociado — y una torre de aféresis (separador celular) para Hematología.

Mariano Cortés asegura que hay en marcha otras adquisiciones de menor volumen económico pero, también, importantes como camas para cuidados críticos y patologías complejas de la UCI, o lámparas de quirófano, entre otras dotaciones.