7_2crisyusta-migue-delibes
El joven herido fue encontrado en las inmediaciones del jardín. /CRISTINA YUSTA
Publicidad

La Policía Nacional investiga las circunstancias que rodean el caso de un joven de 22 años que fue encontrado en la mañana del 6 de diciembre en un talud del jardín Miguel Delibes con heridas graves en la cabeza, sin que por el momento se haya aventurado ninguna hipótesis fidedigna sobre este asunto.

Según los datos facilitados por el servicio de emergencias 112 Castilla y León, el herido fue encontrado a las 9,20 horas del citado día  en un terraplén junto al Paseo del Obispo por un viandante que paseaba por la zona, y dio aviso a la sala del centro de emergencias. La víctima fue atendida en el lugar de los hechos y llevada al Hospital General de Segovia en UVI móvil, con un fuerte golpe en la cabeza y posible fractura craneal, y tras ser estabilizado, el servicio de urgencias decidió su traslado al Hospital Rio Hortega de Valladolid.

Desde la Subdelegación del Gobierno solamente confirmaron los datos del servicio de emergencias, y señalaron que la Policía ha abierto una investigación en la que por el momento no se descarta ninguna hipótesis. En este sentido, lo más plausible es que la víctima haya podido caer desde el pretil del Paseo del Obispo por el terraplén, ocasionándose las heridas de las que ahora está siendo atendido en Valladolid.

Las circunstancias de este suceso son muy parecidas al ocurrido a finales de verano en el Mirador del Postigo en el Acueducto, donde una joven italiana cayó desde una altura de varios metros y fue encontrada en grave estado a primera hora de la mañana. En este caso, la investigación policial ha determinado el carácter accidental de este suceso.

Por otra parte, la Policía Local ha detenido en las últimas horas a una persona como presunto autor de un delito de robo con fuerza registrado en la Calle Herrería. De igual modo, también ha sido detenido un hombre por un delito de quebrantamiento de condena al incumplir una orden de alejamiento.

El EREIN colabora en el rescate de un cazador

El Equipo de Rescate e Intervención de Montaña (EREIN) de la Guardia Civil en Riaza colaboró activamente en la búsqueda y posterior rescate de Cecilio Arbeteta, un cazador que permaneció perdido durante cuatro días en Cantalojas (Guadalajara); integrando el operativo que consiguió el feliz resultado. En una carta remitida por la familia del cazador, expresan su agradecimiento por la “colaboración y esfuerzo desinteresado” de todas las personas y equipos que integraron el rescate, donde se vivieron “momentos de mucha angustia” en los que valoraron el apoyo y colaboración recibidos desde el primer momento.