Fernández de la Vega cree que la nueva José Zorrilla traerá “vida y progreso”

La vicepresidenta primera visitó el proyecto más importante del Plan E en la capital.

1

La vicepresidenta primera del Gobierno, María Teresa Fernández de la Vega, visitó ayer la remodelada calle José Zorrilla de Segovia, el proyecto más importante de los desarrollados en la capital con fondos del Plan E, con una inversión de cerca de cuatro millones de euros, destacando que la nueva vía será una fuente de “vida y progreso para toda la ciudad”.

Fernández de la Vega llegó a las doce y media de la mañana, con estricta puntualidad, a la Plaza de Somorrostro, donde fue recibida por el alcalde de la ciudad, Pedro Arahuetes y el delegado del Gobierno en Castilla y León, Miguel Alejo, entre otras autoridades, así como por alrededor de 200 personas que le dedicaron algunos aplausos. Tras saludar a las autoridades, incluyendo la mayor parte del equipo de Gobierno municipal, la vicepresidenta descubrió una placa conmemorativa de las obras, y después recibió un ramo de flores de manos de un niño.

Seguidamente inició, en una mañana gélida aunque soleada, un paseo de unos 300 metros por la calle recién remodelada, un recorrido que le llevó más de media hora, ya que de nuevo fueron cientos los ciudadanos que se acercaron a la zona y que querían saludarla o hacerse una foto. Pese al fuerte dispositivo de seguridad, la vicepresidenta se mostró cercana y no dudó en charlar y fotografiarse con numerosos segovianos.

Al final del recorrido, durante el que la asociación de comerciantes de José Zorrilla, encabezados por su presidente, Roberto Manso, hizo entrega a Fernández de la Vega de una flor de pascua, la vicepresidenta descubrió una escultura que representa al escritor José Zorrilla, sentado en un banco, en el que pueden leerse algunos versos de su obra. Concretamente, el texto elegido es del ‘Canto a Mariana’: “Yo no soy más que un poeta/sin otro bien que mi lira/un alma al amor sujeta/ y un corazón que suspira.”

Entre las autoridades asistentes al acto, la subdelegada del Gobierno en la provincia, María Teresa Rodrigo; y el senador socialista Juan Luis Gordo; los presidentes de la FES, Pedro Palomo, y la Cámara de Comercio, Jesús Postigo; o el teniente coronel de la Comandancia de la Guardia Civil, Antonio Tocón. No hubo ningún representante del PP de Segovia ni del grupo municipal popular.

En su discurso la vicepresidenta primera del Gobierno, María Teresa Fernández de la Vega, que en todo momento destacó su estrecha relación con Segovia, provincia por la que fue diputada, y habló de su cariño por esta tierra, se mostró “encantada de estar en Segovia en esta bonita mañana, para compartir la ilusión de lo que es una magnífica noticia para todos los segovianos”. Fernández de la Vega citó a José Zorrilla para decir que “cada calle cuenta una historia y revela un secreto”, y para mantener que el secreto de esta calle “es la ilusión de toda su gente por hacer una ciudad mejor, más abierta y acogedora para todos los segovianos y todos los que nos visitan”. “Han sido años de un sueño, de esfuerzo y tesón, y ahora se ha logrado que ésta sea una arteria de vida y progreso para toda la ciudad”, sostuvo la vicepresidenta, para añadir que entiende que el Gobierno “ha contribuido para mejorar la convivencia y recuperar un espacio para los hombres y las mujeres, para los ciudadanos”.