El control del cinturón de seguridad acaba con 37 denuncias en Segovia

Uno de cada cuatro vehículos sometidos a este examen por la Guardia Civil en la región fue parado en la provincia segoviana y sólo se formularon sanciones contra el 0,16 por ciento

0

El uso del cinturón de seguridad debería ser un hábito inculcado en la sociedad. Sin embargo, aún hay conductores y pasajeros que no se lo ponen siempre, a pesar de que su uso puede salvar vidas incluso en los pequeños trayectos dentro del casco urbano, tal y como reiteran continuamente desde la Guardia Civil de Tráfico, la Policía Nacional y la Dirección General de Tráfico.

Por ello, de vez en cuando se siguen desarrollando campañas para controlar su uso, como la que tuvo lugar la pasada semana —del 12 al 18 de septiembre— en las carreteras de la Comunidad. Durante los siete días, la Guardia Civil controló a 39.153 vehículos, con 67.435 ocupantes, en las vías de Castilla y León y formuló 249 denuncias por infracción a la normativa, lo que supone un 0,37 por ciento sobre los ocupantes controlados.