El Ayuntamiento proyecta un mercado estable de artesanía de vanguardia

La alcaldesa entrega las llaves de tres locales en el Vivero de Oficios de San Lorenzo.

2

El Gobierno municipal tiene en mente la creación de un mercado estable de artesanía, donde se den cita creadores en el ámbito del diseño de todo tipo de productos, desde joyas y textiles hasta zapatos. Este mercado se ubicaría en una instalación municipal aún por concretar y abriría sus puertas con una periodicidad fija, una vez a la semana o cada quince días.

Así lo desveló ayer la alcaldesa, Clara Luquero, en el acto de entrega de llaves a los adjudicatarios de tres talleres de oficios en el Vivero de San Lorenzo, emplazado en la antigua Fábrica de Borra, sede también de la Escuela Taller Municipal.

A preguntas de los periodistas, Luquero admitió que el Gobierno municipal ya tiene “la idea” de creación de un mercado estable de artesanía de vanguardia. “Sería un mercado sobre todo relacionado con el ámbito del diseño, porque tenemos jóvenes diseñadores de joyas, textil o zapatos que podrían mostrar allí y vender sus creaciones”, afirmó Luquero. La alcaldesa indicó que este mercado abriría al público con una periodicidad fija, con el fin de que los ciudadanos “sepan cuándo lo pueden encontrar siempre abierto, un día concreto de la semana o cada quince días”. Se ubicaría en un lugar concreto, al que se podrá acudir “para encontrar cosas novedosas, originales, que puede apetecer mucho para regalar o para regalarse así mismo y animarse un poco”. Luquero eludió ofrecer más detalles, ni siquiera de la posible ubicación, si bien, según ha podido saber este periódico, una de las opciones es la propia Fábrica de Borra, al lado de la Alameda, donde ya opera el Vivero de Oficios y en el que, desde ayer, cuatro artesanos (los tres abiertos ayer, más el de artesanía de vidrio, trabajan ya sus productos y, en todos los casos, los ponen allí mismo a la venta). El proyecto está aún en un estado embrionario y, según aclaró Luquero, no se hará público hasta que se cierren todos los detalles.

Tres nuevos talleres

La alcaldesa visitó ayer la Fábrica de Borra para entregar las llaves a tres artesanos, de cantería, de textil y de restauración de obras de arte, a los que se ha asignado tres locales en el Vivero de Oficios. Luquero enmarcó esta iniciativa en la “apuesta” del Ayuntamiento a favor del autoempleo y el desarrollo de los artesanos de la ciudad.

En esta ocasión, se trata de facilitar la infraestructura adecuada y los servicios asociados a los negocios, con una antigüedad máxima de diez años, para que puedan consolidar su proyecto empresarial.

Con esta idea, la Concejalía de Empleo puso en marcha el Vivero de Oficios CIEES San Lorenzo, que cuenta con una superficie de 204 metros cuadrados. Alberga un total de seis talleres de oficios, tres de los cuales han sido ya adjudicados. La superficie de los talleres está entre los 31 y 33 metros cuadrados, oscilando su canon mensual entre los 215 y los 241 euros. Unido a este canon se incluyen una serie de servicios comunes como el asesoramiento en la gestión empresarial, servicio de energía eléctrica (hasta un máximo de 350 kw/mes), agua, calefacción, sistema de alarma conectado a central, mantenimiento y limpieza del área de acceso común.

Luquero entregó las llaves de los tres talleres de oficios que ocuparán, durante un máximo de 4 años, la empresa ConservarArte, que promueven Sara Martín y

Beatriz Rubio; la artesana textil Mercedes Blanco Álvarez y el cantero de piedra Alejandro Duque. El primer taller del Vivero de San Lorenzo lo ocupa, desde 2013, Alba Martín Casado, que cuenta con un taller de artesanía de vidrio soplado manual. En el año 2015 se abrirá un nuevo plazo de solicitud para los dos talleres de oficios disponibles del CIEES San Lorenzo.