El arte de José María Marbán se exhibe en una exposición de 15 fotografías

La Consejería de Cultura y Turismo acoge en el Palacio de Quintanar la muestra ‘Four Seasons Room’ del autor leonés.

1

El Palacio de Quintanar acogió el pasado viernes 12 de junio la exposición ‘Four Seasons Room’; un total de 15 fotografías del autor José María Marbán en la que el artista ha mostrado su propia visión del mundo natural.

Organizada en colaboración con la Fundación ‘Salamanca Ciudad de Cultura y Saberes’ y AVACyL (Artistas Visuales Agrupados de Castilla y León), la muestra consiste en una serie aún no cerrada de fotografías que, aunque fueron tomadas en las afueras de Valladolid, no desvelan espacios reconocibles porque no tienen señas de identidad. Son instantáneas que ofrecen la inquietante visión del paisaje de Marbán, en las que la naturaleza aparece salpicada de residuos, viejas carreteras, farolas que no alumbran, señales en desuso; en definitiva, restos degradados de presencia humana. En una de las imágenes, titulada ‘End of Road’, el artista sitúa al visitante al final de una carretera que parece no conducir a ninguna parte y genera una frontera visual y también cultural entre el espacio donde termina el camino asfaltado y donde comienza el sendero de tierra.

Lo mismo sucede con las irregularidades que surgen sobre el terreno recién asfaltado en obras como ‘Landscape IV’, o con la valla oxidada de ‘Terminal Tour’ que impide el paso a un sendero convertido en vertedero.

Aunque se trata de un trabajo fotográfico, en esta exposición José María Marbán no ha dejado de lado el enfoque y tratamiento plástico y pictórico del paisaje. Valores que le son propios ya que él mismo se define como artista visual y fotógrafo y experimenta en distintas disciplinas, desde la pintura al vídeo y la fotografía.

La exposición se abrió el pasado viernes 12 de junio y podrá visitarse en las salas del Palacio de Quintanar hasta el 26 de julio.

Los inicios artísticos de José María Marbán se remontan a mediados de la década de los ochenta, cuando su trabajo fue seleccionado en la XXV edición del prestigioso ‘Premio Internacional de Dibujo’ de la Fundación Joan Miró, de Barcelona.

Aunque andadura comenzó en la pintura ha evolucionado y desarrolla su trabajo artístico en diferentes disciplinas, pero siempre con un denominador común: el paisaje. En la actualidad, su nombre es reconocido en el campo de las artes visuales gracias a sus exposiciones.