El poste de una de las paradas con la información arrancada. / E. A.
Publicidad

El Partido Popular en el Ayuntamiento considera que el Gobierno municipal socialista, una vez firmado el nuevo contrato del transporte público urbano con autobuses, solo está interesado “en el momento adecuado para que los nuevos vehículos comiencen a circular, lo más cerca posible de las elecciones, olvidándose de los vecinos y de que es un servicio necesario que se utiliza diariamente”.

En este sentido ha denunciado “las constantes averías, la falta de limpieza en las marquesinas, las pintadas o la información arrancada de los postes”, entre otras cosas que evidencian, según la portavoz, Raquel Fernández, “la dejadez y la falta de interés” del equipo de Clara Luquero “en uno de los servicios más necesarios para una ciudad”.

“Como siempre, los únicos perjudicados son los ciudadanos, ya sean usuarios o trabajadores del servicio”, recalca Fernández que insiste en que debe garantizarse que el servicio público se preste en condiciones adecuadas.

A esto se une, además, la falta de coordinación en las líneas que llegan hasta el AVE, donde ha habido problemas por no tener en cuenta el cambio de horario de los trenes, según el PP.

Pregunta la portavoz del principal grupo de la oposición “por qué si ya hay autobuses nuevos listos para poder circular no lo están haciendo” y considera que ya se tendría que estar trabajando en las nuevas rutas, las paradas, su señalización, el acceso a las mismas o en mejoras como los aseos para los conductores de los vehículos de este transporte público.

Un autobús averiado recientemente en la proximidad de la plaza de la Artillería. / E. A.