La barandilla se ha situado en uno de los extremos de la escalinata. / E. A.
Publicidad

El Ayuntamiento de Segovia ha ejecutado un proyecto de mejora de la alamedilla del Conejo, en concreto de la escalinata que une este espacio verde situado entre l avenida Vía Roma y la calle de San Gabriel.

La inversión ha incluido la colocación de una barandilla a lo largo de la escalinata para facilitar la accesibilidad de los peatones que la utilizan.

Se trata de una escalera sencilla y de tramos, situada en el talud para unir las dos zonas situadas a diferente altura y evitar un rodeo, pero también resulta útil para los operarios en sus trabajos de mantenimiento del propio talud y de la vegetación que existe en él.

Hasta ahora la escalinata carecía de elementos que ayudaran al paso, de subida o bajada, de ahí la colocación en el lado derecho, sentido bajada y por tramos, de un pasamanos sencillo.

Con esta actuación, los responsables municipales consideran que “se proporciona a los transeúntes un elemento que contribuye al apoyo seguro”.

Como complemento a esta intervención, el consistorio segoviano ha procedido a instalar cuatro farolas de alumbrado público cuyo objetivo es contribuir a proporcionar mayor seguridad a la zona y accesibilidad en el periodo nocturno.

Tecnología LED

Este alumbrado, conjuga la estética tradicional existente en las proximidades del barrio de San Lorenzo, con la tecnología LED más eficiente energéticamente. Además, estos puntos permiten la regulación de la iluminación para incrementar más el ahorro en las horas de menor afluencia de peatones.