La mayoría de los municipios de la provincia han retirado ya los nombres franquistas de sus calles. / KAMARERO
Publicidad

El Ministerio de Justicia, a través de la Dirección General de Memoria Histórica, ha solicitado a 656 ayuntamientos españoles que eliminen los vestigios del franquismo que todavía quedan en espacios públicos de sus respectivos municipios —según los datos del Instituto Nacional de Estadística, destacadas figuras del franquismo dan nombre todavía a 1.171 calles y plazas españolas—, en cumplimiento de lo dispuesto en la Ley Orgánica 52/2007, de 26 de diciembre, conocida como Ley de la Memoria Histórica.

De ellos, casi un 40 por ciento —un total de 259, el 39,5%— son pueblos y ciudades de Castilla y León, a cuyos consistorios ha enviado una carta el director de Memoria Histórica, Fernando Martínez López, quien solicita certificación sobre “la no existencia de simbología de exaltación en su municipio” y, en caso de que la hubiera, pide que se “proceda a dar cumplimiento a la Ley 52/2007, elaborando el catálogo de vestigios municipal, con su inmediata retirada de los escudos, insignias, placas y otros objetos o menciones conmemorativas de exaltación de la sublevación militar y represión de la dictadura”.

En la provincia de Segovia son 16 los ayuntamientos que han recibido la misiva exigiendo la retirada de los vestigios de exaltación de la Guerra Civil u homenaje al franquismo, como pueden ser el nombre de algunas calles y plazas. Así, según la información facilitada por el Ministerio de Justicia, quedan aún recuerdos de la dictadura en las localidades de Cabezuela, Cantalejo, Carbonero de Ahusín, Cobos de Fuentidueña, Fuentepiñel, Fuenterrebollo, Honrubia de la Cuesta, Lastras de Cuéllar, Navalilla, Pajarejos, Sacramenia, Sanchonuño, Torreiglesias, Turégano, Veganzones y Sepúlveda.

Únicamente en Soria hay menos municipios con vestigios franquistas en sus calles, en concreto 12. Valladolid es la provincia que más acumula, con 43; y a continuación están Salamanca, con 36; Ávila, con 34; Palencia y Zamora, con 33 cada una; Burgos, con 32; y León, con 20.

SENADO En relación a este asunto, desde el grupo de Compromís en el Senado se requiere regularmente a los ayuntamientos a retirar los nombres franquistas de sus calles y plazas. En cuanto a los 16 municipios segovianos que aún conservan estos vestigios, según la información facilitada por el propio partido, la mayoría de los consistorios explica que sí va a cambiar las denominaciones de esas calles.

Asimismo, hay otros ayuntamientos que, una vez realizado el cambio, se han comprometido a actualizar dichos cambios en el Instituto Nacional de Estadística.

Y otros, según denuncia Compromís, van a mantener los nombres actuales de las calles, como Honrubia de la Cuesta (José Antonio Primo de Ribera), Sanchonuño (Calvo Sotelo) o Turégano.

También critican desde Compromís la respuesta “altamente impertinente” del Ayuntamiento de Fuenterrebollo al requerimiento del cambio de los nombres franquistas en sus calles y plazas.