ult_concepcionistas-baile
Todos los alumnos de Educación Primaria y de Secundaria participaron en las coreografías y actuaciones musicales ofrecidas en el patio del colegio. / NEREA LLORENTE
Publicidad

Los centros educativos viven días de intensa actividad en los que se encadenan los nervios de los últimos exámenes con la ilusión de las excursiones y la alegría de las fiestas de final de curso como la celebrada en el colegio Madres Concepcionistas.

El festival de música y danza que ayer reunió a unas 600 personas, enlaza tres celebraciones ya que, además de poner banda sonora a la despedida del curso 2017/2018, clausura también la celebración del 125 aniversario de la fundación de la congregación de Religiosas Concepcionistas Misioneras de la Enseñanza y marca el inicio de los actos de conmemoración de los 125 años del colegio de Segovia. El programa de celebración que se desarrollará a partir de septiembre, a lo largo del periodo lectivo 2018/2019, recordará que el centro educativo segoviano fue el segundo creado por Madre Carmen Sallés (1893) después de abrir el de Burgos, tal y como recordaban ayer los profesores.

El festival de fin de curso ha sido preparado por el Departamento de Música, con la autoría de su directora Cristina Ortiz y de la profesora de Primaria Sofía Sancho que han coordinado las actuaciones musicales y las coreografías en las que han participado 300 escolares. Ofrecieron piezas de flauta, así como danzas africanas, renacentistas y otras de baile contemporáneo.

Compartir