El único encierro que se ha celebrado por la mañana ha sido este de hoy domingo a las 11 horas. / Nerea Llorente
Publicidad

Con la tradicional caldereta popular, en la Alameda del Parral, y mucho “ambientazo” en todas las actividades programadas para la jornada dominical, según la Comisión de Fiestas, el barrio de San Lorenzo pone fin hoy a sus fiestas patronales.

Si la plaza de San Lorenzo ha sido el principal punto festivo, junto a la Alamedilla de Mariano Contreras (en la zona de Vía Roma), desde que la tarde del pasado martes 6 de agosto el ‘chupinazo’ anunciase el comienzo de la celebración, hoy domingo la fiesta se ha trasladado en gran parte al paraje natural de la Alameda del Parral, un lugar muy bien acondicionado para disfrutar en familia con actividades como una masterclass de baile, hinchables o un futbolín humano –además gratuitas para los peñistas– antes de degustar la excelente caldereta, comida que tiene su origen en los años ochenta del siglo pasado, cuando el barrio comenzó a organizar festejos taurinos.

Con puntualidad se ha celebrado a las 11 horas el único encierro matutino de estas fiestas, que se desarrolló sin incidencias, al que siguió una suelta de vaquillas. Por la noche, a las 22,00 horas, está previsto otro encierro, el último de los cinco que se han programado, incluyendo uno doble la noche del sábado.

La verbena fin de fiestas, a cargo de la orquesta Seven, se anuncia para la medianoche y, como es tradición, en su transcurso, se llevará a cabo la entrega de premios de los concursos de pancartas y disfraces del primer día.

A lo largo del fin de semana se han celebrado finales como el de fútbol-vaca, que ganó la peña Adictos, siendo subcampeones, Grindaos. En la capea de peñas celebrada ayer sábado, en la que participaron integrantes de tres peñas, el premio a la Mejor faena fue para Cheiro y el de Mejor par de banderillas para Michel Machaquito. El viernes, Jorge Gómez, de Bercial, ganó el XVII Concurso de Recortes.

Esta tarde se celebran los tradicionales juegos populares en la Plaza de San Lorenzo, sin duda una de las señas de identidad del barrio.

Hay que recordar que estas fiestas son posibles sobre todo gracias a sus casi 70 peñas y más de 900 peñistas de donde sale cada año una comisión organizadora, en este 2019 integrada por siete peñas: La Cabaña del Molino’, ‘De bar en peor’, ‘La Santa Sed’, ‘Pekadores’, ‘Cállate la boca’, ‘Los Intratables’ y ‘Los Adictos’.