Varios titulares de El Adelantado con Enraizado2.
Publicidad

El 13 de enero del 2013, Francisco Vázquez, Presidente de la Diputación de Segovia, firmaba el primero de los artículos periodísticos publicado desde el Instituto de la Cultura Tradicional Segoviana “Manuel González Herrero” en una de las cabeceras de la prensa local: El Adelantado de Segovia. Bajo el sintético título “En el arranque del Instituto”, Vázquez aproximaba al lector a la creación de este organismo, justificando el nombre y los objetivos del mismo: la investigación y la “puesta a disposición de los ciudadanos del fruto de dichas investigaciones mediante publicaciones”. Seis años después, y de forma paralela a la concesión de más de 20 becas, la cifra de artículos periodísticos publicados en el medio citado supera los 150, siendo textos complementarios al resto de las publicaciones de la institución provincial —en numerosas ocasiones resultado de una investigación de campo o de archivo—, con periodicidad quincenal, y escritos por un 50 voces de expertos reunidos gracias a la Coordinación de dos periodistas con trayectorias profesionales ligadas a la documentación y divulgación de la Cultura Tradicional: Carlos Blanco (enero 2013-febrero 2016) y Esther Maganto (desde marzo 2016). Para su búsqueda, localización y seguimiento, los lectores pueden acudir a la página web del IGH (pestaña Publicaciones o al enlace directo http://www.institutogonzalezherrero.es/articulos).

Francisco Vázquez, Presidente de la Diputación de Segovia, quiso expresar personalmente y por escrito las razones de la denominación del Instituto de la Cultura Tradicional “Manuel González Herrero”, en el primero de los más de 150 artículos periodísticos publicados desde la creación de este organismo: “Si hay algo que haya definido con absoluta certeza el conjunto de la obra de González Herrero, esto ha sido su permanente intención de tender puentes intergeneracionales, por los que transcurra en un fluido constante, la razón de ser del pueblo segoviano. A la busca de su identidad colectiva se dedicó en cuerpo y alma, y ciego de amor por esta tierra, nos mostró que el segoviano tenía que saber quién era para poder ser él mismo. Por esto y por otras muchas razones, fue reconocido Don Manuel, como Hijo Predilecto de la Provincia de Segovia (25 de junio de 2004) y justifica, que el Instituto de la Cultura Tradicional que ahora se presenta, lleve su nombre”.

Coordinación de Carlos Blanco (2013-febrero 2016) Gracias a una filosofía de continuidad y compilación a lo largo del tiempo —como la “entrega” de toda una vida de Manuel González Herrero en su prolija obra sobre la Tradición segoviana, a la que también hacía referencia Vázquez en el primer artículo citado—, se fueron sumando textos escritos por diferentes plumas bajo la Coordinación del periodista Carlos Blanco, integrando en cada página o doble página el texto del colaborador, además de reseñas sobre segovianos ilustres, un rincón para la poesía, o datos sobre localidades segovianas recopiladas en obras de referencia como el Diccionario Geográfico-Estadístico-Histórico de España y sus posesiones de ultramar, de Pascual Madoz (1845-1850).

Entre las colaboraciones gestionadas por Carlos Blanco durante el primer año —teniendo en cuenta la puesta en marcha del IGH como organismo dependiente de la Diputación de Segovia, la figura de Manuel González Herrero y los miembros del Consejo Asesor del IGH—, figuraron Sara Dueñas, a comienzos del 2013, Directora del IGH; el propio M. González Herrero, a través de textos recopilatorios de su obra, y de su hijo Joaquín González (pupilo de Agapito Marazuela); el folklorista Joaquín Díaz, los antropólogos Luis Díaz Viana, Jose Luis Alonso Ponga y Honorio M. Velasco, junto a los músicos Luis Martín y Carmelo Gozalo, o Jesús Fuentetaja, todos ellos miembros del citado Consejo; y textos firmados por el propio Blanco, como el que sirvió para recordar a la sociedad segoviana en febrero del 2013, los “Treinta años sin el maestro” —dedicado a A. Marazuela—.

En esta primera etapa, la llegada de colaboraciones de expertos en materias específicas, se iniciaron con la del historiador Alberto Herreras, la arquitecta Ana Marazuela, el músico Feliciano Ituero y las tres firmas de los primeros becados por el IGH: Carlos A. Porro, Ángeles Rubio y Esther Maganto. Sumándose a todos ellos, y ya en el segundo año, el musicólogo Pablo Zamarrón, la periodista Ana San Romualdo, los historiadores Ana Valtierra y Mariano Gómez de Caso, la Directora del Centro de Interpretación del Folklore/Museo del Paloteo, Arantza Rodrigo, la dulzainera Elena de Frutos, el organizador de distintos eventos folklóricos, Francisco del Caño, y el periodista Guillermo Herrero. Como nuevas firmas del tercer año de andadura del IGH, el empresario Antonio Horcajo, el antropólogo Jorge Herrero, el artista Justino Santos, el filólogo Fermín de los Reyes, el fotógrafo Diego Gómez, el periodista Luis Besa y el artesano J. Alberto de Lucas.

En palabras de Carlos Blanco

Cualquier nacimiento es incierto, de modo que desde el primer momento el grupo fundador del Instituto se propuso dar un fuerte tirón que demostrara la seriedad y solidez de sus planteamientos. Y su compromiso con los objetivos de conocimiento, comprensión y comunicación de la cultura popular segoviana. Además, la provincia de Segovia era una de las pocas que aún no tenía un centro de estas características surgidos, en su mayoría, en los tiempos lejanos de las preautonomías en busca de hechos diferenciadores. En Segovia, pasado aquel sarampión, se trataba de conocer, investigar y divulgar la excelencia de su cultura popular.

La primera publicación fue un disco libro sobe el maestro Agapito Matazuela que contenía grabaciones inéditas de Agapito Marazuela recogidas en los años 70 del pasado siglo y la reedición por vez primera de los discos grabados por el maestro para la discográfica Parlophon con interpretaciones como la famosa entradilla. Junto con textos de personas que conocieron y trataron a Marazuela como persona entrañable y eminente intérprete y recopilador de las tradiciones artísticas de Segovia y Castilla.

Esta iniciativa tuvo una gran acogida por parte de los medios de comunicación locales y regionales y contribuyó al conocimiento del Instituto. El rigor y calidad de los textos que enseguida dieron frutos en forma de nuevos proyectos fueron decisivos para el nacimiento del Instituto Manuel González Herrero.

Coordinación de E. Maganto: desde marzo del 2016 Tras cinco colaboraciones en la primera etapa, y con la llegada de la Revista Digital enraiza2, Esther Maganto asumió el reto de mantener autores y aumentar el número de colaboradores y materias presentes en las páginas quincenales editadas por el IGH. De esta forma, los textos presentaron en muchas ocasiones una doble vía de publicación, impresa y online, con el fin de alcanzar a diferentes audiencias y reducir distancias en la brecha digital generacional. Asimismo, y con la publicación impresa del I y II Anuario de enraiza2, las colaboraciones anuales han quedado compiladas en dos obras disponibles para los lectores en las librerías segovianas.

No obstante, en numerosas ocasiones los textos se han escrito ex profeso para su publicación en el diario El Adelantado, en aras a seguir la lógica de la agenda social y la agenda institucional, completándose siempre con una columna de Agenda, e invitando y sugiriendo al lector conciertos, exposiciones, conferencias, presentaciones de publicaciones o discos, contenidos de Proyectos de Formación o Difusión del IGH o las sucesivas fechas de manifestaciones festivas y festivo-religiosas que se conservan en la provincia de Segovia a lo largo del año.

Sin duda alguna, el camino andado adquiere ya una relevante perspectiva de análisis, puesto que las miradas de los distintos y crecientes autores evidencian la implicación de numerosas ciencias y dedicaciones profesionales en la proyección social de la Cultura Tradicional en su nueva conceptualización, Patrimonio Cultural Inmaterial, de cara a los Planes Nacionales implantados desde instituciones como el IPCE (Instituto del Patrimonio Cultural de España) y la documentación resultante de las distintas convenciones celebradas por la UNESCO.

En este sentido, y ejemplificándose los nuevos autores y materias, se deben citar: los musicólogos Fuencisla Álvarez y Víctor Sanz, los músicos José Manuel Herrero Martín “Michel” y Juan de la Cruz, el profesor y dulzainero Carlos de Miguel, el periodista Juan Andrés Sáiz Garrido, el historiador Rafael Ruiz, la dulzainera Carmen Riesgo, la Directora artística de Grupo Bieldo, Mª Eugenia González; el archivero Rafael Cantalejo, la arqueóloga Isabel Marqués, el antropólogo Pedro J. Cruz, la periodista Reyes Sanz, el músico Jaime Lafuente, el folklorista Ismael Peña, el documentalista Juan Pedro Velasco Sayago, la profesora universitaria Clara Beltrán y la investigadora independiente Mª Ángeles López Piqueras.
——
(*) (1) Periodista.
(*) (2) Doctora en CC. de la Información. Responsable de Contenidos de la Revista Digital enraiza2.