David de las Heras, candidato de Ciudadanos a la Alcaldía de Cuéllar
David de las Heras, candidato de Ciudadanos a la Alcaldía de Cuéllar
Publicidad

David de las Heras es trabajador municipal, cuellarano y el candidato número uno por Ciudadanos para la Alcaldía de Cuéllar. Apuesta por la realidad y el contacto con los vecinos para realizar “cosas que cuestan muy poco” y considera que son los problemas del día a día de la gente de esta villa. Respecto a los problemas comunes a todos, desde Ciudadanos tienen propuestas diferentes y el convencimiento de su equipo de que hay que ser conscientes de las posibilidades existentes y reales para el municipio. De las Heras se estrena como político siguiendo la tradición de su padre, ya alcalde de la localidad hace décadas, y demuestra su ambición para el cambio y progreso de su pueblo.

— Ciudadanos vive una nueva era en Cuéllar. ¿Cómo describe la candidatura?
— Yo estoy muy orgulloso de la candidatura que llevamos. Es gente joven, trabajadora y con mucho sentido común que quiere luchar y cambiar esta comarca a mejor. Estas personas en lo único que están pensando es en las cosas realistas que Cuéllar y comarca necesitan. Estamos haciendo que Cuéllar arranque de nuevo y sea el motor económico que ha sido siempre.

— Hay una serie de temas comunes que las cinco candidaturas lleváis en programa. Uno es ‘Niñas Huérfanas’. ¿Qué propone Ciudadanos?
— Nuestra propuesta es totalmente diferente. Creemos que las viviendas son el gran error del PSOE en Cuéllar y la única manera de solucionarlo es el alquiler, y no social, un alquiler que vaya por fases. Ahora mismo las casas están muy deterioradas y hay que hacer muchísima inversión, así que habría que ir trabajando para poderlas arreglar por fases hasta el punto de recuperar todo el edificio y después pensar en poner a la venta. Mientras, se intentaría poner un alquiler, porque además hay demanda; no hay viviendas de alquiler.

— Otro de los temas más controvertidos es el suelo industrial. ¿Ciudadanos cómo se posiciona al respecto?
— Dentro de nuestras listas no hay arquitectos pero hay gente que exteriormente que nos ayuda y mirando las diferentes posibilidades donde ubicar la continuación de un polígono para dar ese terreno que las empresas han demandado o puedan demandar, las que queremos atraer, porque esto no es solo crear suelo, sino también rellenarlo. Creemos que la manera más coherente es trabajar desde el polígono de la Vega hasta Cuéllar; no hay muchos propietarios y sería más fácil llegar a acuerdos con ellos. Habíamos pensado por suministros también en Malriega; la depuradora está cerca y se va a cambiar el suministro eléctrico, por lo que costaría menos hacerlo. La carretera de Torregutiérrez también ofrece posibilidades, pero siempre y cuando seamos capaces de atraer empresas.

— La demanda y las propuestas están ahí, pero le formulo la pregunta directa, ¿necesita Cuéllar un auditorio?
— Este es el tema tabú que a lo mejor resta votos a Ciudadanos, pero yo no puedo vender humo. Todo el mundo quiere el bien y lo mejor para su pueblo. Yo quiero un auditorio, una piscina cubierta que no tenga pérdidas, una piscina descubierta que funcione… quiero muchas cosas, y las hay prioritarias y las que son reales e irreales. Cualquier equipo que diga que puede conseguir un auditorio está mintiendo a los cuellaranos. Hoy por hoy no hay ninguna ayuda, no hay dinero para realizar una obra así, y no lo van a encontrar ni en la Junta, ni a nivel nacional y europeo, porque las ayudas son inexistentes. Con recursos propios es totalmente inviable.
Nosotros no sabemos lo que nos vamos a encontrar cuando lleguemos al Ayuntamiento de Cuéllar. Se habla de superávit y nosotros no creemos en él. Así que priorizaremos el arreglo de todo lo que sí tenemos, rotas o desguazadas en el pueblo. Se cuentan hasta 13 centros municipales, y eso hay que mantenerlo para que no nos pase lo que ahora que hacemos las cosas , pasan los años y nos encontramos la problemática de que tenemos todo obsoleto. No creemos que sea una cosa prioritaria, y es más, creemos que si se hace se creará otro problema, el de mantener otro edificio.

— Para otras candidaturas los servicios municipales deben ser públicos, como piscina o agua. ¿Y para Ciudadanos?
— Para la piscina, los servicios que nos está dando la empresa no son suficientes o no están bien encauzados. Ahí están los resultados: una piscina vacía y cuyos usuarios se han ido. He competido en natación en todas las piscinas de la provincia, y teníamos la mejor, éramos la envidia. Ahora no cumple los requisitos que la gente pide, y no es nada raro: un bar, limpieza y un precio. En otras localidades por 50 euros pasas todo el verano y unas facilidades que aquí no. Si lo llevase el Ayuntamiento no ganaría dinero, pero estaría dando un servicio público a las personas, que es lo que tienen que hacer las entidades públicas.
En el caso del agua, Cuéllar vive una situación difícil. Sería un disparate decidirlo sin datos. Hoy por hoy es inviable hacerse cargo del agua del pueblo: no hay efectivos, la gente no está cualificada para eso y hay muchísimas cosas que hacer. Es algo que no ha crecido, los servicios, y no entiendo el porqué. Ese punto es para estudiar la viabilidad, como todos, pero desde Ciudadanos creemos que no se podría llevar el agua.

— Está proyectado en presupuestos y bajo el desacuerdo de la oposición adquirir el Convento de Trinitarios. ¿Es prioritario para Cuéllar?
— No lo veo ni viable, ni lógico. Cuéllar, económicamente, no es un pueblo solvente; tiene muchas deficiencias sobre las que no se está haciendo nada. Seguimos autodestruyéndonos y vamos y compramos un convento. Conozco el edificio personalmente, es algo a conservar, pero siempre y cuando se pueda. No podemos salirnos de nuestras posibilidades y esto lo es. Igual que no entiendo que el pueblo pida que se le arreglen cosas y no se haga, y se piense en un convento en manos privadas que deben mantener ellos mismos. ¿Qué utilidad tendría? Expón y piensa para qué. Obliga a los propietarios a que no se caiga, ayúdalos.

— Con el nivel deportivo existente y sus demandas ¿qué cree que se debe ejecutar?
— Pensamos que todas las infraestructuras que tenemos a nivel deportivo están destrozadas y hay que trabajar para arreglarlas. Hay que apoyar el deporte: está de moda y la gente quiere practicarlo, pero todo tipo de deporte. No solo se puede apoyar a unos y obviar a otros, como ha pasado. Tenemos dos campeones de España de kárate que van a revalidar título el día 1, hacen su deporte en un gimnasio de Cuéllar, y se contrata para una exhibición en la feria a uno de fuera. Tenemos campeones de kickboxing, y otros que también practico yo, como Motocross y Enduro, y por qué no vamos a ceder un terreno para que hagan su circuito. No cuesta nada, no nos piden un palacio cubierto, nos piden apoyo y un terreno: debe ser un hecho real y rápido. Los aficionados limpian los pinares con sus propios medios y no tienen nada para practicar su deporte, algo sencillo y barato.

— Somos privilegiados con tantos espacios naturales y las propuestas son muchas. Con la Huerta del Duque, ¿qué se podría hacer?
— La propuesta de Ciudadanos es, como se hacía antes, es tener a unas personas de mantenimiento diario. Darle un lavado de cara y que cada uno tenga su espacio. Y quitar los carteles que yo mismo tuve que colgar en los que se prohíbe de todo. Parece que lo único que queda es ponerle wifi a nuestros hijos en vez de que cojan renacuajos y se críen como hemos hecho nosotros, que jueguen allí. No podemos prohibir, sino ser respetuoso y coherente. Este parque lo hizo mi padre en su tiempo y no se le ha prestado ningún mantenimiento real. Está igual que se creó y no se ha trabajado porque crezca y sea un paraje precioso, que es lo que se puede conseguir.

— Las fiestas son algo de interés para los vecinos, su punto de inflexión anual, y se piden cambios, ¿cuáles serían los vuestros?
— Las fiestas tienen que ser de todos y hoy no lo son. Ofrecen lo mismo que hace muchos años. Hemos conseguido algo bueno y hay que reconocerlo, como es la Declaración de Interés Turístico Internacional. Pero también queremos que sean de Interés Turístico Municipal y que dé cabida y se escuche a todo: peñas, caballistas, corredores, madres… es que son para todos. Con esto seguro que evolucionan. Yo soy padre y mi mujer me dice:por la tarde, qué, ¿a los hinchables? No hay nada para los niños. Nos gustaría un doble pase de orquesta, temprano; que la gente pueda ir en ese horario y otros por la noche. Si escuchamos, irán para arriba y nadie podrá decir que son como hace 20 años.

— El panorama político es muy variopinto. ¿Esto ha sido beneficioso? ¿Planteáis pactos?
— No sé si es beneficioso, bueno, malo o contrario; el día 27 habrá quedado resuelto. Pero lo que sabemos que es malo es el bipartidismo y para Cuéllar lo ha sido: “Yo no hago esto por ser propuesta del PP, yo no hago esto por ser del PSOE”. Desde el punto de Ciudadanos, todos pueden tener buenas ideas.
Estamos abiertos al pacto porque creemos que se han acabado las mayorías absolutas. Vamos a pactar con las ideas, no con los partidos. Hay gente con buenas ideas y no se realizan porque están, como ellos dicen, en partidos equivocados. Si una UVI Móvil es buena, vamos a apoyar una UVI. Si vienen a pedir una cosa que no se pueda realizar, se dirá: no se puede y el porqué.

— Os habéis rodeado de gente de las pedanías y barrios.
— Contamos con ellos porque son los grandes olvidados. Es triste ir a verlos y que digan: “aquí están los políticos de Cuéllar, cada cuatro años puntuales”. El problema de base es que no se les ha hecho nada de caso. Se les obvia, solo les piden el voto. Tienen los mismos problemas y a ellos les debemos mucho; ellos han mantenido los comercios que quedan. Se lo queremos devolver, merece igualdad.

— ¿Por qué los cuellaranos deben votar a Ciudadanos?
— Porque somos el cambio, realistas, con sentido común, con un proyecto real, no vendemos humo. No vendemos mentiras, solo realidades de escuchar a la gente. Aunque somos un grupo joven, escuchamos desde hace mucho tiempo. Al ciudadano le interesa tener servicios, que no se le creen problemas y que si los hay se les resuelvan. Queremos trabajar para Cuéllar y su comarca. Lo que ha habido no ha funcionado: el PSOE arruinó el pueblo con servicios, el PP ha ahorrado y quitado servicios. Somos la alternativa a todo eso.