48-1-a-junta-el-muyo-visita-delegado-restauracion-retablo
El delegado territorial atiende las explicaciones de la restauradora encargada de los trabajos. / el adelantado
Publicidad

La Junta de Castilla y León, a través del Servicio Territorial de Cultura, ha emprendido la restauración del retablo lateral de la iglesia parroquial de El Muyo, pedanía de la localidad de Riaza. Se trata de un proyecto cofinanciado por el Fondo Europeo de Desarrollo Regional (FEDER).

El delegado territorial de la Junta, Javier López-Escobar; junto al delegado de Patrimonio del Obispado de Segovia, Miguel Ángel Barbado; y a la jefa del Servicio Territorial de Cultura, Ruth Llorente, visitaron en Segovia el taller de la empresa adjudicataria de los trabajos Restaurograma Hispania, S. L., donde la restauradora Paloma Sánchez explicó los detalles de la intervención que están llevando a cabo para recuperar la obra.

El retablo lateral de la iglesia parroquial de El Muyo está dedicado a San Cornelio y a San Cipriano, santos mártires a cuya advocación se dedica el templo. Está situado en el frente de la nave de la epístola y se trata de un retablo estructuralmente formado por dos cuerpos y tres calles, constituido por seis pinturas sobre tabla que datan del siglo XV y por una mazonería que es posterior, con la que se completa el conjunto. Las pinturas representan a ‘San Cornelio sufriendo tormento’, la ‘Decapitación de San Cornelio’, ‘San Cornelio y San Cipriano’, la ‘Virgen con el Niño leyendo’, ‘San Cipriano ante un grupo de fieles’ y ‘San Cipriano’.

Según los estudios realizados en el retablo, las tablas de El Muyo se atribuyen al Maestro de Los Lunas, y así se recoge en la reseña que dedica Pilar Silva Maroto, jefa del Departamento de Pintura Flamenca y Escuelas del Norte y Pintura Española del Museo del Prado, al pintor español de la corriente hispano-flamenca, en la página oficial de la pinacoteca nacional.

Pese a que su calidad es innegable, el estado de conservación de la obra era malo ya que presentaba problemas tanto en el soporte como en la película pictórica. Todo esto había provocado levantamientos y pérdida de policromía en un conjunto de tablas que, como señala el delegado territorial, “es de un excepcional valor histórico y artístico, de las que quedan pocos ejemplos en la provincia, por lo que su recuperación ha sido prioritaria para el Servicio Territorial de Cultura de la Junta”.

La intervención para su restauración —que abarca desde el desmontaje de las tablas, la eliminación del polvo, el asentamiento de policromías, la consolidación estructural, el estucado y reintegración cromática de lagunas o la limpieza y protección— se considera necesaria para evitar la pérdida de un retablo que se encontraba en condiciones evidentes de deterioro.

El importe total del proyecto asciende a 14.778,43 euros y en el mismo también colabora el Obispado de Segovia, que completará la actuación con un estudio histórico del retablo.
Una vez finalizada la restauración, se ofrecerá una charla explicativa en El Muyo y también en el Museo de Segovia sobre los trabajos realizados, informó ayer la Junta.

El Muyo es una pequeña pedanía de Riaza, situada a 20 kilómetros de este municipio. Es el mejor ejemplo de los llamados pueblos negros de la sierra de Ayllón, ya que sus casas están construidas, casi por completo, de pizarra. Sobresale entre la arquitectura del núcleo la iglesia de los Santos Mártires San Cornelio y San Cipriano, que curiosamente es el único edificio del caserío cuya cubierta es de teja roja y no de pizarra. El templo es conocido por la cruz procesional gótica de plata que posee, de las llamadas ‘de gajos’, por la forma en que sus brazos imitan troncos de árbol, y que ha sido expuesta en algunas ediciones de las Edades del Hombre.

Compartir