Alcaldes, parlamentarios y concejales socialistas asistieron a la jornada, junto a vecinos de Nava. / amador marugán
Alcaldes, parlamentarios y concejales socialistas asistieron a la jornada, junto a vecinos de Nava. / amador marugán
Publicidad

El PSOE de Segovia propone la elaboración de un plan de choque consensuado contra la despoblación en la provincia. Los socialistas, que ayer celebraron una jornada sobre la reindustrialización, en la localidad navera, a la que asistió su secretario regional, Luis Tudanca, concluyen que ese plan debe estabilizarse en el tiempo en una estrategia de desarrollo económico y social.

En primer lugar, consideran que Segovia necesita un proyecto de dinamización del sector y del suelo industrial disponible. “Por su proximidad a Madrid y por la calidad de vida que puede ofrecer, tiene un fuerte potencial de desarrollo de un sector de servicios de calidad orientados a empresas de la comunicación, lo que exige la creación de un parque o campus tecnológico”, apuntan.

En este apartado económico, también abogan por empresas e industrias culturales, que complementen las turísticas, así como por un desarrollo sostenible del medio rural, un plan de empleo asociado al sector forestal de la provincia, y un modelo de Política Agraria Común (PAC) basado en la agricultura territorial y las explotaciones familiares.

En cuanto a las infraestructuras, el PSOE cree que se debe garantizar la cobertura de banda ancha en toda la provincia, y ejecutar las vías contempladas en el plan de carreteras 2008-2020 de la Junta de Castilla y León. En su opinión, la calidad de vida en el medio rural exige también un sistema de transporte público adaptado al modelo territorial.

Por otro lado, proponen a las administraciones fomentar las políticas de acceso al empleo digno y a la vivienda, de la juventud, adaptando el Plan de Garantía Juvenil a la realidad rural. “Exigimos a la Junta —añaden— la dotación suficiente de escuelas infantiles y de servicios públicos de conciliación”. Y afirman que el envejecimiento de la población constituye también un potencial de desarrollo de la “economía de plata”. En conclusión, consideran necesario el desarrollo de servicios públicos sanitarios de calidad.

En relación a las instituciones, los socialistas exigen una política de Estado de lucha contra la despoblación. “Reivindicamos la participación activa de las entidades locales de la provincia en la gestión de los fondos europeos y proponemos a la Diputación y a los ayuntamientos que todos sus planes incluyan objetivos realistas de lucha contra la despoblación”. A este respecto, plantean la creación de un foro permanente liderado por los agentes económicos y sociales de la provincia (presentes también en el encuentro de Nava), orientado al seguimiento detallado de la situación demográfica de la provincia.

Por últmo, los socialistas creen que a la Junta y al Gobierno de España les corresponde la aplicación de incentivos fiscales, subvenciones directas y la simplificación administrativa para facilitar el desarrollo de sus medidas.