Los organizadores del nuevo programa, durante la presentación en la Diputación Provincial. / kamarero
Los organizadores del nuevo programa, durante la presentación en la Diputación Provincial. / kamarero
Publicidad

El Nordeste de la provincia ha unido esfuerzos para dar un impulso a su desarrollo a través del nuevo proyecto ‘Enclave Multicultural’, una iniciativa que pretende buscar un valor cultural conjunto para esta comarca y dinamizar la actividad de una de las zonas de Segovia que más sufre la despoblación. El Nordeste contará con una nueva oferta cultural que tratará de hacerse un hueco en los calendarios de las familias de la zona gracias al atractivo del teatro, la música, la magia y el circo. ‘Enclave Multicultural’ fue presentado ayer en la Diputación de Segovia, que colaborará en esta primera edición con su desarrollo en las localidades de Ayllón, Riaza y Grajera, a las que hay que sumar el municipio de Sebúlcor, que será incluido en la agenda como localidad invitada. Al acto asistieron las alcaldesas de Riaza, Andrea Rico; Grajera, Alba Barrio, y Ayllón, María Jesús Sanz; junto a la diputada de Cultura, Sara Dueñas; la gerente del grupo de acción local Codinse, María del Mar Martín, y el coordinador del proyecto, Adolfo Casas.
Aunque el calendario de ‘Enclave Multicultural’ se prolongará a lo largo de todo el año con un ciclo de 21 espectáculos, de momento se han dado a conocer las actividades que tendrán lugar durante los meses de otoño e invierno, que incluyen seis propuestas teatrales y seis de magia para toda la familia, así como un taller creativo de ilustración sorpresa con la técnica del pop-up, mañana a las 12 horas en Sebúlcor.
La programación comenzará con el teatro, y los primeros en experimentar las sensaciones de ‘Enclave Multicultural’ serán los vecinos de Ayllón y de Grajera este sábado 13 de octubre. Mientras en Ayllón Arbolé Teatro representará a las 12.30 horas, por medio de la música y los títeres, ‘Mi primer Quijote’, en Grajera la compañía Pez Luna Teatro dará vida a las 19 horas a ‘Las cajas habitadas’, un espectáculo de cuentos dramatizados que invita a pasear por la infancia hasta llegar a lo que existe más allá de las puertas cerradas. Esta compañía repetirá el 27 de octubre con la obra ‘Muac’, unos cuentos centrados en la temática de la diversidad de estructuras familiares.
La oferta teatral continuará en el noviembre con dos representaciones más, el día 3 en Riaza con la compañía Tropos Teatro y su versión con títeres y actores de la obra ‘Blancanieves’ y el día 10 de noviembre en Grajera con el teatro de sombras de Títeres sin Cabeza y su propuesta ‘Recreo’, y concluirá el 1 de diciembre en Riaza a las 19.30 horas con ‘Kikiriguau’ de la misma compañía. “En Kikiriguau no se habla; se ladra, se maúlla, se cacarea, se pía… desde que empieza el día hasta que acaba”, explican sus creadores, quienes a través de esta pieza teatral tratan de hacer ver a sus espectadores que las diferencias entre personas no sólo no importan, sino que enriquecen.
Una vez entrado el mes de diciembre, el programa cambiará de tercio, acercándose a la mágica fecha de las Navidades, para ofrecer una serie de espectáculos de ilusionismo que tendrán lugar los días 7 de diciembre en Ayllón, 8 de diciembre en Riaza, 3 de enero en Ayllón, 6 de enero en Riaza y 19 de enero y 2 de febrero en Grajera. Magos llegados de España, Argentina, China e Italia propondrán al público descubrir la emoción y los secretos que guarda la magia en todas sus versiones; desde el humor hasta el romanticismo oriental, pasando por la magia de objetos. Tal y como han avanzado los organizadores, Ameli, una de las pocas magas españolas que ha ganado el premio ‘Mago del año’ de la Sociedad Española de Ilusionismo, será la responsable de cerrar el calendario en Grajera.
Para la elaboración de la imagen y la estrategia de difusión de ‘Enclave Multicultural’ se ha contado con la participación de la ilustradora y nueva pobladora de la comarca, Sara Fernández, quien, hace más de cinco años, decidió junto a su familia dejar la ciudad, un trabajo fijo de ocho a tres para venirse a vivir a, Nordeste de Segovia a una pequeña aldea de la zona y formarse en una nueva profesión. La artista ha creado una singular familiar de cigüeñas muy ilustradas, que han llegado a la comarca decididas a asentarse e integrarse para revitalizar y fomentar su evolución y desarrollo. Uno de los objetivos ha sido conseguir una imagen que cuente, pero que además conecte no solo con el público infantil, sino también con el público adulto, ya que, a fin de cuentas, son de quienes van a ir de la mano a todos los espectáculos. Para el cartel de otoño, dedicado al teatro, se ha querido hacer un guiño a los personajes tradicionales de la comedia del arte o Shakespeare, utilizando técnicas fundamentalmente manuales (acuarela, lápiz, collage y paper-cut). Una serie de cuatro carteles completan la imagen para el programa anual. También se ha buscado la implicación de las empresas locales de ocio y tiempo libre para tratar de distribuir las actividades y de reforzar la elaboración de planes familiares, en torno a una comarca con grandes posibilidades.

Compartir