Aparcamiento de Navacerrada. / Kamerero
Parking de Navacerrada, lleno de vehículos. / Kamarero
Publicidad

El polémico aparcamiento del puerto de Navacerrada volvió a ser ayer tema de debate. El consejero de Medio Ambiente de la Comunidad de Madrid, Pedro Rollán, explicó que en la cesión realizada por la Dirección de Carreteras del Ministerio de Fomento se indica que “lo que se conoce o utiliza como estacionamiento es una parte indivisible de la propia carretera”. Por ello mismo, la Comunidad de Madrid entiende que “no se dan las condiciones” para que se produzca una concesión administrativa de la explotación de dicho aparcamiento. En cualquier caso, Rollán dio por hecho que los servicios jurídicos de las dos comunidades autónomas deberá sentarse para abordar este complejo asunto.

Sobre los colapsos que se producen en lo alto de Navacerrada los días de mayor afluencia de público, el consejero de Medio Ambiente de Madrid indicó que se están estudiando diferentes alternativas. A su entender, “la solución definitiva” tendría “un enorme impacto” ambiental”, por lo que se están barajando otras alternativas, menos agresivas, para mejorar la movilidad en fines de semana o invierno.

El alcalde del Real Sitio, José Luis Vázquez, ironizó cuando fue preguntado por la situación en el aparcamiento. “Lo que tiene que hacer el consejero de Madrid es subir allí y ver cómo cobran los gorrillas”. Para el regidor, “lo que hay que hacer es regular, no solo el parking, sino la movilidad en la zona, sobre todo por una cuestión de seguridad”, esperando que en Navacerrada no ocurra lo que en el Teide, en que se acometió la regulación a raíz de una muerte, cuando una persona no pudo ser evacuada.

Vázquez agradeció a la Guardia Civil su trabajo para “regular lo que es imposible de regular”, reclamando mejoras en el transporte público para llegar a Navacerrada. “Hay cosas que no tienen sentido, como que en el tren de Navacerrada no se puedan subir esquíes”, criticó.