Las damas Sara Pesquera y Lucía Díez junto a las concejales y el alcalde./ c. n
Publicidad

La expectación por saber quiénes serían las acompañantes de Sara Zarzuela ya se ha disipado. El equipo de Gobierno ha dado a conocer a los dos jóvenes, amigas de la Corregidora, que van a ocupar este lugar. Serán Lucía Díez y Sara Pesquera, de 21 años, las que van a ostentar el cargo de damas de honor. Lucía es de Madrid pero tiene familiares en Cuéllar, y acude a la villa los fines de semana y vacaciones, por lo que está vinculada a la localidad; Sara procede del municipio.

Lucía Díez es estudiante de Fisioterapia en la Universidad Francisco de Vitoria y es Técnico Superior en Dietética. Por su parte, Sara Pesquera está estudiando Relaciones Laborales y Recursos Humanos, ahora en Segovia después de su paso por Madrid. Las dos jóvenes, que mostraron su ilusión desde el primer momento, confesaron en la sala de comisiones del Ayuntamiento que conocieron la noticia al salir Sara resultante del sorteo. “Sabíamos que nuestra amiga se apuntaba, en el grupo de las amigas lo estuvimos hablando, y cuando salió elegida empezamos a hablar de a quién le gustaría ser; Sara fue la que decidió quién quería que fueran sus damas”, comentaron. No se lo pensaron, porque tienen ganas de vivir la experiencia y sobre este nuevo modo de elegir a la Corregidora también manifestaron su acuerdo. Les ha gustado este cambio para que no sea “una sola persona la que decide”. Aseguran que es “mejor hacerlo así, ya que más gente tiene posibilidad de ser; es muy buena idea”. “Además, quien se apunta lo hace con mayor conciencia de querer serlo”, reiteran, como así lo hizo su amiga Sara Zarzuela, que lucirá la montera este 2019. La joven se encuentra fuera de España hasta principios de agosto, pero sus amigas, que mantienen contacto con ella, afirman que está “muy contenta y con ganas de volver, de que llegue todo”. “Está disfrutando de sus vacaciones pero quiere llegar para prepararlo todo”, añadieron.

«El método del sorteo nos parece muy buena idea; así, quien se apunta lo hace con mayor conciencia de querer serlo»

Las damas saben que serán unas fiestas diferentes, con responsabilidad y emocionantes. “Vamos a asistir a cosas a las que antes no, y vamos a ver todo desde otra perspectiva”; bromean sobre que este pregón no lo van a vivir abajo, entre el vino, las camisetas y todo lo que conlleva meterse en el “barullo”. Y precisamente este es el momento que creen que les va a resultar más emocionante: el pregón. Salir al balcón, “que te mire todo el mundo”, va a ser algo nuevo, diferente y que esperan con la inquietud de esta experiencia tan gratificante que empiezan a vivir desde ya.
Ante la pregunta de si les gustan los toros, las dos responden que sí. Es Lucía quien cuenta que desde pequeña asiste al encierro por el campo con su familia. Las fiestas dan un giro este 2019 para ellas, y este año cambian sus planes. Antes solían ir a ver el encierro, la probadilla, el vermú hasta el encierro de promoción, más vermú, algo de descanso en casa y vuelta a la calle, a vivir la fiesta. Pero este agosto, la cosa cambia: la responsabilidad les va a hacer cambiar sus rutinas, pero seguro que no lo olvidarán y lo vivirán con mucha emoción; así lo esperan. No son de ninguna peña oficial pero Sara Zarzuela pertenece a la Panda El Soto desde que era pequeña. Aún así, forman parte de un grupo de amigas con las que salen.

SUS CITAS EN EL CALENDARIO Desde esta sencilla presentación y en cuanto Sara Zarzuela llegue a Cuéllar, comenzará la sucesión de actos. El día 10 de agosto será su presentación en el Festival Nacional de Jotas, una puesta de largo que la villa vive con ganas. Tres días después tendrá lugar la ronda a la Corregidora, el martes 13, en el patio de Tenerías, como se viene realizando en las últimas ediciones. Después les espera otro intenso fin de semana en la Feria Medieval, del 17 al 19 de agosto, además del concierto ‘A Por Ellos’ ese mismo domingo, previo a las fiestas. Desde ahí, rumbo directo a unas fiestas en honor a Nuestra Señora del Rosario en las que tendrán que acudir a muy diversos actos, también a los festejos taurinos. Contando los días para que la Corregidora pise suelo cuellarano, Lucía y Sara viven estos cogiendo fuerzas para lo que les viene.