piscina climatizada
Publicidad

Los análisis de la calidad del agua de la piscina climatizada de Cuéllar han dado como resultado un nivel óptimo para el baño, tanto que en este 2018 se les ha concedido la exención de vaciado del vaso que viene siendo obligatoria. El edil de Deportes, Luis Senovilla, explicó que en el análisis que se realiza de acuerdo con la empresa gestora, del Grupo Ocean, permite que no haya que renovar el agua este diciembre. La exención viene avalada por un informa del Servicio Oficial Farmacéutico de la Junta de Castilla y León, del Grupo de Sanidad Ambiental de la demarcación de Carbonero El Mayor; en él, las pruebas y controles realizadas a la calidad del agua, junto a los autocontroles presentados por la empresa, han sido adecuados en todos los casos. Concretamente se realizaron cinco controles por los servicios sanitarios, los cinco adecuados, más los de la propia empresa, en días distintos, obteniendo el mismo resultado favorable en cuando a todos los valores. La toma de muestras de agua de la piscina analizó la Escherichia Coli y Pseudomonas Aeruginosa, cuyo resultado es favorable con un valor de 0, apoyado por el servicio territorial correspondiente.

Los valores de calidad permitirán que durante todas las fiestas navideñas se pueda mantener la piscina a disposición de todos los usuarios. “Hay que decir a los cuellaranos que la calidad del agua del vaso es de los mejores niveles para el baño”, comentó el edil. Así, los días que se van a cerrar las instalaciones de las piscinas, de acuerdo con la empresa, serán hoy jueves 6 y el sábado 8 de diciembre, el lunes 24 por la tarde y el martes 25 durante toda la jornada. Igualmente se procederá el lunes 31 de diciembre, cerrada por la tarde, y el 1 de enero, todo el día. En 2019 también permanecerá cerrado los días 6 y 7 de enero. El resto de días, conforme al horario, la piscina estará a disposición de todos los usuarios.

RESULTADOS DE VERANO El concejal de Deportes comentó también cómo fueron los resultados de julio, dado el acuerdo llevado a cabo con la empresa gestora para mantener su servicio durante los meses de verano, julio y agosto. Este acuerdo supuso un “sobresfuerzo” del Ayuntamiento de 5.626 euros extra. La afluencia media estuvo en torno a unas 26 días de media, siendo esta la máxima. Esta cantidad de personas haciendo uso de la ampliación de servicio de piscina climatizada, en comparación con el esfuerzo económico, “no se ha visto recompensada por los usuarios”, comentó el edil. A la pregunta de si el próximo verano se mantendrá la ampliación de servicio de piscina climatizada, Senovilla explicó que con elecciones de por medio, no se puede adelantar mucho más, así que se ciñó a los datos de esta temporada pasada.

La piscina de verano registró una afluencia de 10.258 visitas en los mismos meses. Esta es la contabilización total del torno de entrada, que es similar al número de 2017.

MEJORAS Para la piscina de verano se trabaja desde ya en tres proyectos que pasan por la tala de árboles y su sustitución, Se están estudiando las bombas, con posible sustitución también, y se están pidiendo presupuestos para resolver los problemas de fondo de la piscina. El edil reconoció que la solución de la resina de esta pasada temporada no fue adecuada, y que se van a barajar otras opciones mejores dentro de las posibilidades. Esto también afecta a la piscina infantil. Por su parte, para la climatizada se busca un mayor aprovechamiento de los paneles solares, hecho que ya se está estudiando porque con los años han ido perdiendo eficacia.

Para el cuidado del césped hay un calendario ya confirmado, con fechas para su escarificado entre otras actuaciones. Se están quitando enredaderas, y todo está planteado en el tiempo, algo que en otras ocasiones no se había hecho.
Por último, el concejal habló del contrato con Balnea Agua y Ocio, que ahora pertenece al Grupo Ocean, que se prorrogará, casi con seguridad, un año más. Las circunstancias políticas y los plazos van a dejar esta como la opción más viable a partir del 1 de junio.