Los cañones de nieve han superado las pruebas y hoz empezarán a funcionar durante cuatro días seguidos. / E.A.
Los cañones de nieve han superado las pruebas y hoz empezarán a funcionar durante cuatro días seguidos. / E.A.
Publicidad

La nieve se resiste a llegar esta temporada y ha comenzado el nuevo año sin que la mayoría de las estaciones de esquí españolas, entre ellas las segoviana de La Pinilla, hayan podido iniciar la campaña, y sin que hayan podido abrir ningún día a pesar de que el invierno empezó el 21 de diciembre. Aunque las condiciones meteorológicas no son las más adecuadas, de momento, desde La Pinilla informan que la estación ya ha realizado la prueba final y general del sistema de innivación (cañones de nieve artificial) y el resultado ha sido positivo. En este sentido, anuncian en las redes sociales que si las previsiones se cumplen, hoy martes se pondrá en marcha el sistema de innivación y confían en mantenerlo en funcionamiento durante cuatro jornadas consecutivas.

Los aficionados al esquí tienen ganas de deslizarse por las pistas de esta estación, la más alpina del Sistema Central, que registró una muy buena temporada el año pasado. Las instalaciones están preparadas, a la espera de que caiga la nieve, pero, mientras, el pasado fin de semana ha estado abierto el Bike Park, otro de los mayores atractivos de La Pinilla, que se ha convertido en el “mejor Bike-Park de España”, como decía su director Ángel Fernández hace unos días, y que cuenta con miles de aficionados y visitantes durante la época estival.

Todo está preparado para la presente temporada invernal. Las precipitaciones de nieve se están haciendo esperar, porque según indicaba González, 2018 ha sido un año en el que no ha hecho frío, y en el que se ha registrado mucha humedad y viento sur, lo que afecta a las condiciones de la estación, pero de cara a los próximos días, con ilusiones renovadas y con los trabajos hechos, la estación de La Pinilla espera recibir a los miles de aficionados al esquí que ya sueñan con la nieve.

Esta campaña la estación de Cerezo de Arriba celebra el cincuentenario de su apertura. En meses pasados se han llevado a cabo una serie de inversiones en los equipos técnicos y mecánicos de la instalación, así como de servicios, que superan los 500.000 euros. Uno de los principales retos que se ha conseguido es el duplicado de la capacidad de alquiler de La Pinilla. En este sentido, Ángel González explica que no quiere que posibles clientes se queden sin esquiar por falta de equipos. También se sigue trabajando en la mejora del telesilla superexpréss, con el cambio de piezas. Este año se han centrado en la línea de seguridad y en el cambio de los armarios eléctricos, parte del alma del telesilla. Con estos cambios, se incrementa la seguridad y la capacidad de respuesta. Y también se ha renovado el telesilla Testero (cuatriplazas), pasando, como manifiesta el director, “del preanalógico al digital, del siglo XXI”.