Publicidad

La Diputación de Segovia quiere crear empleo desde diferentes áreas en la provincia. El Plan de Empleo de Prodestur ha contratado este año a ocho informadores y cuatro guías medioambientales que llevan a cabo actividades turísticas y del medio ambiente con un presupuesto de 120.000 euros apoyado por la Junta de Castilla y León y la institución provincial.

Cuentan con un informador que atenderá el Museo Etnográfico del Marinete de Navafría, tres para atender las necesidades del impacto turístico, cuatro para cubrir las necesidades turísticas y culturales de provincias que tengan afluencia turístic. Y por último, cuatro guías medioambientales. Todos ellos acudieron ayer a la rueda de prensa acompañando al presidente en funciones de la Diputación, Miguel Ángel de Vicente y a la diputada de Prodestur, Magdalena Rodríguez. También acudieron los alcaldes de municipios beneficiarios: Navafría, Palazuelos de Eresma, el Real Sitio de San Ildefonso y Cuéllar.

Es el cuarto año que Prodestur cuenta con una subvención de la Consejería de Empleo para poder llevar a cabo el Plan. Gracias a él, se ha podido catalogar y analizar los alojamientos adaptados a personas con distintas capacidades, se han inventariado más de 400 sendas y documentado fuentes naturales por diferentes zonas.

El Marinete de Navafría es un recurso turístico muy destacable de Patriminio Industrial debido a que es un lugar muy frecuentado. Por esta razón Prodestur ha contratado a un informador que explique la importancia del complejo y el aprovechamiento del agua en los meses que más visitas recibe.

También informará del resto de recursos turísticos de la provincia en la zona de la Sierra: el Parque Natural de la Sierra de Guadarrama, la Acebeda de Prádena, el Monasterio Cisteriense de Collado Hermoso, la Cueva de Los Enebralejos o municipios con gran peso patrimonial, como Sotosalbos y Pedraza de la Sierra.

Según indicó el presidente, el objetivo primordial es conseguir aumentar el potencial del norte de la Sierra de Guadarrama porque cuenta con numerosos alojamientos rurales con una oferta que dinamizará la estancia de todos aquellos que decidan visitarla, desde la población de paso, la estacional e incluso hasta los propios segovianos.

Tres personas se turnarán en lugares y horarios para atender los mostradores. Informarán desde las recepciones de los hoteles sobre las actividades que se van a realizar.

Finalmente, cuatro guías medioambientales van a estudiar las fuentes naturales de la provincia. El turno actual le corresponde a la comarca de Riaza, en el nordeste de la provincia.
Quieren dar a conocer fuentes desconocidas o abandonadas por la población. De cada una de ellas se recogerá su ubicación, altitud, caudal medio, descripción de la construcción, entre otros datos de interés. También quieren hallar zonas poco transitadas que contengan gran valor turístico, histórico y paisajístico.