Publicidad

Si hay una fecha especial en el calendario de los niños de la villa y la comarca, es el día de Reyes, pero es igualmente especial la jornada previa. Como cada año, un emisario de Sus Majestades los Reyes Magos de Oriente se acerca hasta Cuéllar para recibir a los más pequeños.

En esta ocasión hubo ciertos cambios en la organización del acto, que cambió su emplazamiento y lució mucho más. En vez de desarrollarse en el interior del salón del plenos de Ayuntamiento local, se sacó a la Plaza Mayor, sobre el escenario que se utilizó para el ‘Pasacalles de la Ilusión’. En el centro de la Plaza, junto al gran árbol luminoso, un paje del rey Baltasar se colocó en posición, junto al buzón real. Decenas de niños formaron una larga cola que se extendía por la Plaza y aledaños, con el único fin de entregar su carta, depositarla en el buzón y hablar con el cartero real.

Las caras de emoción de los pequeños fueron, sin duda, lo mejor de la tarde para todos los presentes. Nerviosos y emocionados fueron pasando uno a uno, mientras sus familias no perdían la ocasión de inmortalizar el momento. Todos portaron los sobres proporcio

nados por el Ayuntamiento, que una vez introducidos en el buzón real serían parte del sorteo de 30 euros en compras. De todas esas cartas, 15 serían agraciadas con ese vale, otra de las costumbres cuellaranas que se vienen desarrollando esta tarde del 4 de enero desde hace años. El ambiente en la Plaza, con villancicos, fue inmejorable, aunque el frío se hizo muy presente en estos días en el que hielo es el protagonista.

CABALGATA La llegada del Cartero Real cuenta con el siguiente evento inseparable: la gran cabalgata de Reyes. Esta tarde, desde las 18.00 horas, Melchor, Gaspar y Baltasar saldrán en sus carrozas. Estas las han creado, con mucho esfuerzo y tesón , las AMPAS de los tres colegios locales: San Gil, Santa Clara y La Villa. Decoradas con todo tipo de elementos que hacen de esta una noche mágica, las carrozas avanzar por el recorrido, largo, que se dispone entre los belenes vivientes. El primero será el de San Andrés, bajo los muros de su fachada lateral, y no faltarán los pastorcillos, la Virgen, San José y el niño. El resto de belenes, como Valdihuertos, San Francisco, Santa Clara, El Salvador y La Cuesta serán los siguientes, en una visita que se espera sea breve para agilizar la cabalgata. El final tendrá lugar en el Belén de la Plaza Mayor, hasta que Sus Majestades se despidan de todos los niños desde el balcón del Ayuntamiento, y den paso a la noche más mágica de año y a la mañana de más ilusión.