Firma de convenios de cesión de espacios celebrada ayer en el Ayuntamiento de Cuéllar./c. núñez
Publicidad

El alcalde de la villa, Jesús García, y la concejal de Cultura, Sonia Martín, se reunieron ayer con varios representantes de asociaciones locales que ya están usando ciertos locales públicos para desarrollar sus actividades. La concejal explicó en el salón de plenos del Ayuntamiento que ambos centros, con la disponibilidad de aulas existente, están repartidos en su totalidad a asociaciones y algún aula de forma particular. El convenio es de uso para dos años. En el Centro Santa Clara se han pintado las aulas, los pasillos, y se han acondicionado, y lo que queda por mejorar se hará en un futuro próximo.

En el Centro Cultural Santa Clara se encuentran como asociaciones la Asociación Amas de Casa, la Peña Taurina El Encierro, la Sociedad Micólogica, Asociación Cuellarana de Estudiantes Alborada Cultural, Asociación Los Molinos, Club Deportivo Cuéllar Cojalba, Asociación de Vecinos La Cuesta El Salvador, Asociación Segoviana de Enfermedades Mentales Amanecer y Asociación Cultural Peña La Plaga. Además hay un aula común en el que se imparten cursos y otro cedido para el grupo municipal de Izquierda Unida. En el edificio de Ronda de San Bartolomé se encuentra la Asociación Cultural de Teatro Zereia, Sueño Flamenco, la Asociación Cultural Tierra Antigua y Azucena Alonso. En el convenio se establecen unas bases similares alas de otras ocasiones, pero se ha incluido una cláusula en la que se aclara que el Ayuntamiento no se hace responsable del material depositado en las aulas. La concejal aludió a la responsabilidad de cada persona con llave y su actividad interna. El coste para los usuarios del Centro Cultural Santa Clara es de 20 euros en concepto de calefacción y 5 de luz al mes. En Ronda de San Bartolomé, varía en función de las aulas y espacios ocupados de todas las instalaciones.

Los contratos cuentan con una vigencia de dos años y unas cuotas en concepto de calefacción y luz

Así los presentes firmaron un convenio en el que el Ayuntamiento cede estos espacios “con el objetivo del fomento, la ayuda y el apoyo al desarrollo de actividades deportivas, culturales o sociales en el municipio”; reconocen la labor que está llamada a desempeñar cada asociación en cuanto a la consecución de unos fines de interés general. Igualmente, el Ayuntamiento expone en el contrato que podrá recuperar, por razones de interés público, la posesión del uso del local cedido en precario a la asociación y que se avisara con un mes de antelación. Por las mismas, el colectivo se compromete a conservar en perfecto estado el espacio cedido en relación a su asociación y las demás con las que comparten estas aulas. Las normas de convivencia y respeto entre colectivos son fundamentales para el buen desarrollo de estos convenios.

Aprobadas ambas partes, las representantes de las asociaciones firmaron los convenios donde continuarán desempeñando sus labores que tanto significan para la rutina cuellarana.