publico sala alfonsa web
Publicidad

Esta semana se dio a conocer ante los medios la labor realizada por diez asociaciones de la villa que se han movilizado para lograr la construcción de un auditorio en la localidad. Todas abarcan un amplio espectro de la población, contando con asociaciones vecinales, culturales, de padres y madres de alumnos, y de más índoles, que han sumado un total de 1.409 firmas que ya han entregado en el Ayuntamiento.

Se han dirigido concretamente al equipo de Gobierno para que considere la construcción de un auditorio en la villa “dada la falta de salas con las condiciones adecuadas para poder formar parte de la Red de Circuitos Escénicos de Castilla y León, y para la celebración de otro tipo de actividades culturales, tales como conciertos”. De esta demanda se vienen haciendo eco grupos municipales, agrupaciones políticas y otros colectivos, por lo que el sentimiento y deseo de contar con otro espacio alternativo a la sala cultural Alfonsa de la Torre es compartido por muchos vecinos.

Las asociaciones participantes son Mantillo y Turba, la asociación de vecinos del barrio de San Gil, los vecinos de La Cuesta y El Salvador, Asociación CulturalGente Festeamus, Teatro Zereia, Coral Cuellarana, las AMPAS de los IES Marqués de Lozoya y Duque de Alburquerque, y las asociaciones teatrales Los Mirmidones y Tempus Gaudii. Todas ellas están comprometidas con actividades culturales que desarrollan en la localidad y fuera de ella, y son parte afectada de la que según ellos es una falta de espacios adecuados. Actualmente, Cuéllar cuenta con la sala cultural Alfonsa de la Torre, con capacidad para más de 200 personas, pero con un escenario estrecho, de techo bajo y que no cumple los requisitos para ciertos espectáculos financiados por las administraciones. Conocidas son las famosas columnas que dividen la sala y restan visibilidad. La sala llena su aforo en contadas ocasiones, aunque se intenta presentar todo tipo de espectáculos y en invierno comenzarán de nuevo los ciclos de cine. Presentadas en el Ayuntamiento, los vecinos esperan una respuesta de las instituciones pertinentes.

Compartir