a por ellos 3 web
Publicidad

Los cuellaranos se preparan para la semana más intensa de su año y hay una tradición que marca la cuenta atrás: el concierto del ‘A por ellos’. Cientos de personas, vecinos y visitantes de Cuéllar, se dan cita en la Plaza de La Soledad y bajo un marco incomparable como es la puerta de la que fue la iglesia, se ordenan los músicos de la Banda Municipal de Música.

El fin de ‘Cuéllar Mudéjar’, con la exitosa Boda Real entre Pedro I y Juana de Castro, ocupó la tarde dando paso después al concierto. Así, los cuellaranos tuvieron una tarde y una velada llena de actividad, toda ella poniendo en valor y ensalzando las costumbre de la villa, las más nuevas, como la de la recreación histórica, y las más arraigadas, como el concierto.

Con Luis Miguel Pérez a la batuta dio comienzo la actuación de una Banda Municipal de Música que ha aumentado en integrantes y ahora se caracteriza por la juventud. Tanto es así que en esta ocasión, varias de las cuerdas de la Banda se colocaron en la parte inferior del escenario, con su director a pie de calle, junto a los vecinos, dividiendo en dos la agrupación para mayor comodidad y visibilidad de todos. Así se inició la velada, con toda la Corporación Municipal entre el público esperando el momento cumbre del concierto. Pero antes, para abrir boca, la Banda interpretó varias piezas, como ‘Pepita Greus’, ‘Mar i bel’, ‘I will survive’, ‘Vito’, ‘La Gran Vía’, ‘Nerva’, ‘ A klezmer carnival’ y ‘Fiesta en la caleta’. El tono festivo llegó con la ‘Jota cuellarana’, la que animó a los cuellaranos a alzar sus brazos y mover sus pies. El alcalde de la villa, Jesús García, estuvo acompañado de la concejala de Cultura, el teniente alcalde y el concejal de Festejos. Todos ellos acompañaron en los bailes a la Corregidora de las Fiestas de 2018, Sheyla Mayor, que junto a sus Damas, Sandra Montalvillo y Rebeca Rodríguez, disfrutarond e las jotas con toda la familia, que no quiso perderse uno de los momentos más emocionantes de estos días y todo este proceso que están viviendo.

aporellos1 web
Por fin llegó el ‘A por ellos’, el himno cuellarano, y la aclamación de las cientos de personas que allí se encontraban fue unánime. Los pies se iban solos, el jolgorio se adueñó de la Plaza y las talanqueras que rodean ya el espacio cobraron sentido. Cerca de la que es la estatua, el monumento a los encierros, el sonido de los mismos se materializó a través de los instrumentos de la Banda. Hasta cuatro fueron los bises que los cuellaranos pidieron al director, sin dejar de bailar ninguno. Alrededor de la medianoche, la fiesta hizo el parón necesario que durará toda esta semana, la de preparativos.
Sin duda, esa calma tensa se adueña de toda la población, que sigue tarareando los compases del ‘A por ellos’ en bajo, hasta que resuenen el viernes y el sábado, y lo hagan durante toda la fiesta hasta el viernes siguiente. Para estos días previos, se inicia la semana cultural, con un concierto de La Caravanne du Swing en San Francisco, hoy a las 22.00 horas, cine de verano mañana miércoles en el msimo lugar, y el esperado II Encuentro de Djs ‘Villa de Cuéllar’, también en San Francisco.Todo está listo, las limonadas ya empezarán a dejar su aroma en las bodegas, y como los propios cuellaranos suelen decir, “ya huele a toro”, o “ya están en los arenales”, así que solo queda esperar el grito que dio nombre al concierto.