Publicidad

El proyecto ‘Formación de ayudante-camarero comedor’ para la Residencia Mar de Pinares-Cuéllar de Fundación Personas en la villa, finalizó el pasado día 15 de diciembre. Un año más, la entidad Fundación Personas d eCuéllar ha realizado un nuevo proyecto formativo para un total de 15 personas con discapacidad intelectual de los centros de día y ocupacional. Todo ello ha sido posible gracias a la colaboración económica de las ayudas de acción social de la Fundación Caja Segovia y Bankia.

El proyecto ha tenido una duración de seis meses, desde el 1 de julio de 2018 hasta el pasado 15. No obstante, se va a dar continuidad a la actividad para agianzar el aprendizaje con la práctica habitual de las destrezas y conocimientos adquiridos, además d ela revisión teórica en algunos momentos que se considere necesaria. La formación teórica ha tenido lugar en el Centro Ocupacional Nuestra Señora de los Ángeles, y la práctica en la Residencia Mar de Pinares, ambos pertenecientes a Fundación Personas en Cuéllar.
Se han alcanzado una serie de habilidades y destrezas, objetivo de esta formación. Se han desarrollado los valores sociales y comunicacionales necesarios para la realización de las tareas propias del perfil de ayudante-camarero comedor. A la finalización del proyecto, algunos usuarios han conseguido integrarse a una actividad terapéutica y rehabilitadora en el Centro, desarrollando sus tareas diariamente en el comedor.

Los usuarios han aprendido a servir y tratar según el protocolo, entre otras competencias

El programa ha desarrolllado actividades tales como conocer todos los elementos del menaje, su ubicación y utilidad; aprender a poner la mesa siguiendo el protocolo de manera correcta; aprender a servir las mesas también según el protocolo; recoger las mesas de forma adecuada; mantener un control postural adecuado a la imagen que se quiere mostrar al cliente y a las normas de ergonomía que prevengan lesiones; diferenciar el tratamiento que se debe dar a los distintos materiales del menaje; aprender el manejo de los electrodomésticos del office a través de fichas y símbolos claros y sencillos; vestirse adecuadamente con el uniforme propio de ayudante-camarero de comedor; cuidar las normas de higiene que preserven la salud y una imagen orientada al servicio del cliente y conocer la prevención de riesgos en el puesto de ayudante-camarero de comedor.
Desde Fundación Personas quieren destacar el valor del proyecto como acción dirigida a un colectivo vulnerable como es el delas personas con discapacidad, adquiriendo un compromiso con ellas, su calidad de vida y su formación. Esta les está permitiendo abrirse camino en el mercado laboral dentro del ámbito rural y con las propias características del mismo, ya que dicho proyecto contribuye a fomentar el desarrollo rural y a asentar la población.

Fundación Personas celebra mañana jueves su XXVI Concurso de Fotografía y Dibujo, seguido de su Festival de Navidad, en el que seguirán desarrollando sus capacidades de plena inclusión.