Conciertos del ciclo ‘Atodoritmo’ de ediciones anteriores, con el aforo de la sala cultural al completo./c. núñez
Publicidad

El año comienza muy fuerte en el plano culturla gracias a la Asociación Cultural Matillo y Turba. El ciclo de conciertos ‘Atodoritmo’ se ha consolidado como una de las citas musicales más exitosas y de mayor calidad del año en toda la comarca, y este sábado empiezan con Patáx, un cuarteto que stá “poniendo patas arriba el panorama de la música en directo en España y parte del extranjero”. Este sábado 26, el escenario de la sala cultural recibirá a Patáx a las 20.30 horas; jazz, salsa, flamenco y folclore afrocubano sonarán ante una sala completamente llena. Se prevé que los cinco conciertos completen el aforo, como ha ocurrido en ediciones anteriores.

La expectación para el ciclo es máxima, y las entradas están a la venta desde 6 euros en la sala. Como es costumbre en este ciclo, los conciertos contarán con una pausa para “un picoteo” hacia la mitad. Este es precisamente el distintivo de ‘Atodoritmo’, un acto social, cultural, de compartir música y experiencias con los propios artistas, que se bajan del escenario para mezclarse con su público y hacer la segunda parte aún más cercana. Este entorno familiar es quizá uno de los atractivos de unos conciertos que a pesar se alargarse hasta marzo por cuadrar calendario, no pierden fuerza en ninguna de las sesiones.
El sábado 2 de febrero será el turno de Corcentango, el virtuosismo personificado en un grupo referente en el género del tango. Vuelven a la villa Red House, el sábado 16 a las 20.30 horas. Jeff Espinoza y Francisco Simón derrocharán energía en el escenario, como cada vez que han visitado Cuéllar para compartir su funky y su soul, con el “bluesy touch” que los caracteriza. Otra de las citas ineludibles es, el viernes 1 de marzo a las 21.00 horas, es la de Andreas Prottwitz junto a Daniel del Pino. Equilibrio e improvisación dejarán paso a Jerez Texas, el sábado 30 de marzo, a las 20.30 horas, cuando concluya ‘Atodoritmo’ 2019. La mejor música y el mejor ambiente se darán estos meses en Cuéllar.