Las administraciones públicas ya no tienen acciones en el aeródromo. / Kamarero
Las administraciones públicas ya no tienen acciones en el aeródromo. / Kamarero
Publicidad

El aeródromo de Fuentemilanos ya es oficialmente de propiedad privada. El pasado viernes se consumó la venta de las acciones de la Diputación de Segovia, el Ayuntamiento de Segovia y la estación de La Pinilla —propiedad del Ayuntamiento de Riaza— a un grupo de pilotos y usuarios de las instalaciones, en un acto en el que estuvieron presentes el presidente de la institución provincial, Francisco Vázquez, y las regidoras de Segovia y Riaza, Clara Luquero y Andrea Rico, respectivamente. Así las cosas, las administraciones públicas han desaparecido ya de ‘Aeronáutica del Guadarrama S.A.’, empresa que gestionaba el aeródromo.

La sociedad ha convocado una junta general de accionistas, el próximo 15 de mayo, para, entre otras cuestiones, aprobar, si procede, las cuentas anuales y el informe de gestión, y proceder al cambio del órgano de administración de la entidad. El anuncio de tal convocatoria se publicó en el Boletín Oficial del Registro Mercantil del pasado 2 de abril.

Como se recordará, las tres administraciones públicas segovianas con acciones en ‘Aeronáutica del Guadarrama’ acordaron, a inicios del pasado año, vender sus participaciones en la sociedad. La Diputación, como accionista mayoritario, recibió el encargo de las otras dos administraciones de pilotar el proceso de venta, dado que al ser tres los propietarios públicos debían convocar el concurso correspondiente.

Con posterioridad, la Diputación encargó a la empresa AdHoc Auditores una tasación de las acciones. Y tal sociedad cifró en 18,74 euros el valor de cada acción.

En agosto del año pasado, una vez anunciada la venta, solo una empresa presentó oferta para la adquisición de las acciones. Su nombre, ‘Instituto de Estudios Socioeconómicos Aplicados’.

Sin embargo, aquella operación no fraguó. En diciembre, la Junta de Gobierno de la Diputación declaró desierto el concurso, al no haber presentado la única licitante la documentación requerido, como un plan de viabilidad para el aeródromo.

Así las cosas, se decidió proceder a una adjudicación directa si se presentaban nuevas ofertas, siempre y cuando alguna ofreciera el mismo precio de adjudicación establecido en el primer pliego de condiciones, que marcó el valor por acción de 18,74 euros.

El pasado 12 de marzo, un grupo de pilotos y usuarios de las instalaciones ofreció la cantidad correspondiente a dicha oferta, oferta que fue aceptada. Tras la firma de la venta de las acciones, la Diputación ingresará 236.967 euros, el Ayuntamiento de Segovia 142.499 y el Consistorio riazano 52.453. En total, las tres administraciones públicas, que poseían el 53% del accionariado de ‘Aeronáutica del Guadarrama’ recibirán 431.920 euros.

Compartir