Publicidad

La ministra de Defensa, María Dolores de Cospedal, criticó ayer al candidato de JuntsxCat y presidente de la Generalitat cesado, Carles Puigdemont, por plantear que los catalanes deberían decidir si quieren pertenecer a la Unión Europea. “Hay unos que se fugan de Europa, pero luego nos quieren dejar sin las ayudas europeas”, aseguró. En un encuentro de militantes del PP en Vallfogona de Balaguer (Lleida) celebrado ayer, la ministra de Defensa reivindicó al PP como “la garantía del crecimiento económico, la creación de empleo, de la unidad de España y de la prosperidad”. “Lo demás son huidas, experimentos, medias verdades e incertidumbres”, afirmó para después expresar la necesidad de que las elecciones dejen un Govern que sea responsable y vele por los intereses de los catalanes.

Por su parte, el candidato del PP en las elecciones del 21 de diciembre, Xavier García Albiol, también alertó de que Puigdemont pretende convertir a Cataluña en “una isla al margen de la realidad”. En esta línea, reprochó que “no ha tenido suficiente durante dos años en intentar un referéndum para sacar a Cataluña del resto de España”, sino que cree que ahora quiere hacer un referéndum para salir de la UE.

Albiol avisó de que salir de la UE provocaría, según él, la miseria para la economía y la sociedad catalana, y advirtió de qué puede pasar si Puigdemont gana las elecciones del 21-D. “¿Qué dirigente europeo estaría dispuesto a sentarse en una mesa a negociar con Puigdemont sabiendo que nos quiere sacar de Europa?”, cuestionó.

Finalmente, la vicesecretaria de Estudios y Programas, Andrea Levy, visitó el Centro Aragonés de Ripollet (Barcelona), donde mostró su convicción de que no habrá ningún referéndum sobre la UE y pidió a los independentistas “que dejen ya de levantar fronteras”. Así, defendió que “el nacionalismo de Puigdemont está demostrando que es sumamente tóxico para la convivencia” y que las elecciones del 21-D tienen que servir para pasar página del proceso independentista.