El presidente del gobierno Pedro Sánchez, durante su intervención en la Cumbre Empresarial contra la Pobreza Infantil.
El presidente del gobierno Pedro Sánchez, durante su intervención en la Cumbre Empresarial contra la Pobreza Infantil. / efe
Publicidad

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, tachó de “intolerable” que en un país “rico” como España más de dos millones de niños vivan en situación de pobreza y llamó a “forjar una auténtica alianza de país contra la pobreza infantil”. “Es intolerable que en un país rico como el nuestro, con el PIB que tenemos, cientos de miles de niños arranquen su camino en la vida con una losa en su mochila o una suela pesada en sus zapatos”, avisó Sánchez este jueves 21 de febrero durante la inauguración de la Cumbre Empresarial contra la Pobreza Infantil, que se ha celebrado en el Auditorio Fundación Telefónica.

Por ello, defendió que hay “mil y una razones” para dar un “enfoque de Estado” a la lucha contra esta “lacra”, más allá de “tratamientos ideológicos” sobre cómo abordarlo. Según precisó, la pobreza infantil no va a dejar de existir por “mirar hacia otro lado”.

Las empresas, según indicó, disponen de “una ventaja comparativa” respecto a las administraciones públicas en cuanto a “agilidad, innovación y respuesta a los problemas acuciantes”. Por ello, apeló a “forjar una auténtica alianza de país contra la pobreza infantil”.

Sociedad civil

Para desarrollar esta alianza, indicó que la hoja de ruta debe ser la Agenda 2030 que “invoca en su objetivo número 17 el acuerdo entre Gobiernos, sector privado y sociedad civil”.

Precisamente, el presidente reconoció el papel de ONG y empresas contra esta lacra que “tiraron del carro” en los momentos más duros de la crisis, en una década que está a punto de concluir y que “ha sido dramática para muchísimos niños y niñas”. “Su compromiso con la sociedad fue ejemplar cuando más falta hacía, cuando más escaseaban los recursos públicos y la voluntad política para hacer frente a esa realidad dramática que fracturó a miles de hogares en nuestro país”, señaló el presidente.

También se refirió a uno de los “rostros más infames” de la pobreza infantil, “el de la vergüenza que invita a la negación, al ocultamiento, a ser vivida en silencio como una marca que persigue, que estigmatiza a las familias”.

En todo caso, precisó que este no es el momento de “lamentarse” sino de “no bajar la guardia” y trabajar para conseguir el objetivo que se marcó el Gobierno de erradicar la pobreza extrema en 2025. “No podemos aceptar que el azar o el infortunio determinen lo que alguien puede ser en la vida. Tenemos riqueza para forjar esta alianza y la mejor materia prima que es un país solidario como pocos en el mundo”, enfatizó durante su discurso.

La jornada concluyó con una mesa redonda que, con el título ‘Nuevos horizontes de la colaboración para luchar contra la pobreza infantil’, contó con los testimonios de Forética, Plataforma del Tercer Sector, la Asociación Española de Fundaciones y la Fundación Seres.