La ministra de Defensa, Margarita Robles, en la inauguración de la exposición ‘175 años de nuestra bandera’.
La ministra de Defensa, Margarita Robles, en la inauguración de la exposición ‘175 años de nuestra bandera’. / efe
Publicidad

La ministra de Defensa, Margarita Robles, calificó de “falta de respeto” los abucheos recibidos por el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, en su primer desfile del Día de la Fiesta Nacional como jefe del Ejecutivo, y defendió que cualquier crítica política debe hacerse “con un mínimo de respeto”.

“La crítica política es bienvenida y es aceptable, los insultos, los abucheos, las descalificaciones, las voces son una falta de respeto no hacia las autoridades, sino hacia todos los ciudadanos de España que se ven representados en el desfile y, muy en particular, a aquellas personas que prepararon el desfile y desfilaron”, afirmó la ministra.

En la inauguración de la exposición ‘175 años de nuestra bandera’, Robles remarcó que España es un país con “derechos y libertades” en que todo el mundo puede expresarse con libertad. Así, subrayó que la crítica política es algo “esencial” en una democracia y en el Gobierno lo consideran una seña de “sanidad democrática”.

Sin embargo, incidió en que esta crítica se tiene que hace en los “marcos institucionales” y, si es fuera de ellos, se debe hacer “con un mínimo de respeto”, tanto cuando se refiere al Jefe del Estado como a cualquier autoridad que acude a un acto de un día “tan importante” como el Día de la Fiesta Nacional.

“Aquellas personas que no son capaces de respetar, no solamente a las instituciones, sino al propio acto, que es un acto de todos los españoles, son personas que se descalifican por sí mismas”, dijo.

Por otro lado, preguntada por un vídeo del presidente del PP, Pablo Casado, en el que animaba a los ciudadanos a colocar la bandera de España en los balcones el 12 de octubre, Robles señaló que ningún partido político ni ningún gobierno “puede patrimonializar la bandera”.

La bandera, patrimonio

En este sentido, incidió en que, como pone de relieve la exposición que inauguró ayer, lo importante es que la bandera es patrimonio de “absolutamente todos” los españoles, “salvo de aquellos que se quieren quedar excluidos por su falta de respeto a las instituciones”.

Robles remarcó que la bandera lo que hace es “unir a una España fuerte, una España moderna, una España plural y una España que tiene que tener una pujanza en el mundo” y tiene que representar, como recoge la Constitución, “un marco de convivencia, de valores, de libertad y de derechos en una sociedad democrática como es la sociedad española”.

“Cuando se hace un llamamiento por parte de algún partido político de utilizar la bandera está distorsionando lo que tiene que ser la bandera nacional, que no es patrimonio de ningún partido político, sino de todos los hombres y mujeres de España”, subrayó.

En otro orden de cosas, la ministra remarcó que los partidos independentistas, que supeditan su apoyo a los Presupuestos Generales del Estados (PGE) a medidas en torno a los presos soberanistas, tendrán que justificar y dar explicaciones de por qué no van a apoyar unas cuentas con un “claro contenido social” que buscan mejorar la vida de los ciudadanos afectados por la crisis.

Finalmente, Robles incidió en que “no vale mezclar” el procedimiento judicial en torno a los presos soberanistas, que en un democracia corresponden exclusivamente a los jueces, con los presupuestos, para cuya aprobación hace “una llamada de responsabilidad” al resto de partidos.