Piden penas de seis años para los acusados por los altercados del 15M

En total son 15 jóvenes los que afrontan estas condenas de prisión • Los hechos por los que son imputados tuvieron lugar tras la manifestación del 15 de mayo de 2011

41
La acusación del fiscal se refiere a los incidentes acaecidos tras la concentración que daría lugar al Movimiento 15M.
La acusación del fiscal se refiere a los incidentes acaecidos tras la concentración que daría lugar al Movimiento 15M. / e.p.
Publicidad

La Fiscalía de Madrid solicita penas que oscilan entre 18 meses y seis años de prisión para quince jóvenes acusados de los altercados provocado al término de la manifestación que se celebró el 15 de mayo de 2011 en Madrid, una concentración que dio lugar al Movimiento 15M.

Los procesados serán juzgados el próximo lunes en el Juzgado de lo Penal número 30 de Madrid. La suma total de las penas solicitadas alcanza los 74 años de cárcel.

La Fiscalía pide que uno de los procesados indemnice con 3.639 euros a los dos establecimientos a los que causó desperfectos. También establece indemnizaciones que van de los 900 a los 50 euros para otros cuatro acusados por los daños causados a otros tantos Agentes del Cuerpo Nacional de Policía.

La acusación del Ministerio Público se refiere a los incidentes acaecidos en esta protesta que discurrió entre la Plaza de Cibeles y Sol al que acudieron unas 3.000 personas, bajo el lema ‘No somos mercancía en manos de los políticos y banqueros’, ‘Lo queremos todo y lo queremos ahora’.

desórdenes públicos

Concretamente, la Fiscalía les imputa, según los casos, los delitos de desórdenes públicos, daños, resistencia, atentado a los Agentes de la Autoridad y/o lesiones. Entonces fueron detenidas 19 personas, una de ellas era menor de edad en el momento de los hechos, y durante la instrucción se archivaron las acusaciones a varios implicados.

En su escrito de acusación, el fiscal recuerda que tras llegar sobre las 21 horas la manifestación a la Puerta del Sol un grupo de unas 300 personas trataron de provocar altercados con las Fuerzas Policiales “arrojando contra ellos objetos contundentes” y colocando barricadas al tiempo que procedían a destrozar mobiliario público, escaparates y vidrieras de distintos establecimientos.

Entre los actos para los que se pide la pena más alta de seis años se encuentra el lanzamiento de botellas a los agentes que protegían el edificio de la Presidencia de la Comunidad de Madrid “sin llegar a alcanzarles”.

También figura el lanzamiento de otra botella que alcanzó en el codo de un policía que estaba en la Comisaría de la Policía Local sita en la confluencia de las calles Montera y San Alberto o la colocación de barricadas hechas con vallas metálicas y contenedores de basura para estorbar el paso de los agentes de Policía contra quienes también lanzaron objetos.