Los socialistas sienten «vergüenza»

0

Una vez más, los partidos fueron incapaces de mantenerse al margen de un asunto que está en los tribunales y que, por su naturaleza, se presta más al respeto y la circunspección que al circo político. Abrió las hostilidades el responsable de los asuntos militares del Grupo Socialista en el Congreso, Jesús Cuadrado, quien dijo sentir «vergüenza ajena» ante todo lo que está sucediendo en torno al accidente aéreo del Yak-42 y exigió «entereza moral» al «Gobierno que en aquel momento estaba al frente de la política de Defensa».

El portavoz del PSOE también reconoció que ha seguido con «angustia» y «preocupación» no solo el juicio que se celebra en la Audiencia, sino toda la trayectoria del caso, en el que, dijo, «alguien que es un responsable político, que representa a los españoles, tiene que tener una actitud de entereza moral, sobre todo, cuando ha tenido una responsabilidad de Gobierno».

Además, aunque sin mencionarlo, criticó que el ex ministro Federico Trillo «haya dejado» a tres militares «que se defiendan por su cuenta» y no haya «dado la cara».

Sin salir de la Cámara Baja, la titular de Defensa, Carme Chacón, reprochó al PP que sacara a colación en las Cortes el siniestro del Cougar mientras se celebra el juicio por el Yak, e instó a la oposición a no «perder el tiempo», porque «donde ustedes hicieron las cosas dolorosamente mal, nosotros las hicimos bien».

Así respondía a la diputada popular Pilar Barreiro, quien, durante la sesión de control al Gobierno, pidió a la ministra que aclare las circunstancias en las que se llevó a cabo el atestado del accidente del helicóptero que costó la vida a 17 militares españoles en Afganistán en agosto de 2005.

Al respecto, Chacón respondió que su ministerio actuó en todo momento siguiendo las pautas que establecen las leyes en el caso de siniestros de estas características, y, aun hoy, sigue prestando la máxima colaboración al juez que instruye la causa.

Por este motivo, detalló, el Consejo de Ministros aprobó en su reunión del pasado viernes la desclasificación de los documentos que el Centro Nacional de Inteligencia (CNI) posee sobre el trágico accidente.